Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Unas obras ilegales provocaron la estampida de cucarachas de Tarragona

La Guàrdia Urbana investiga si se podría estar cometiendo un delito patrimonial

Carla Pomerol

Whatsapp
El inmueble se encuentra en la calle Escrivanies Velles, muy cerca de donde aparecieron las cucarachas el pasado martes. FOTO: Alfredo González

El inmueble se encuentra en la calle Escrivanies Velles, muy cerca de donde aparecieron las cucarachas el pasado martes. FOTO: Alfredo González

Llega el tercer capítulo del serial de las cucarachas en el Pla de la Seu. El Ayuntamiento de Tarragona asegura que las obras que se están haciendo en un inmueble de la calle Escrivanies Velles, y que provocaron la aparición en estampida de cucarachas, no cuentan con el permiso reglamentario. La Guàrdia Urbana trabaja la información, ya que se podría estar cometiendo un delito patrimonial. «En estos momentos no se sabe si es grave o no, porque no ha podido entrar la arqueóloga municipal», aseguran fuentes municipales. 

Los hechos se remontan hace hoy una semana, cuando la técnica tuvo conocimiento de que había sacos de obra delante de una casa de la calle Escrivanies Velles, en el corazón de la Part Alta. El lunes pasado, la arqueóloga se personó hasta el lugar para preguntar qué hacían, ya que el inmueble se encuentra dentro del recinto monumental del casco antiguo. También comprobó que no tenía licencia de obras e informó al encargado que necesitaba un permiso y la supervisión de Patrimonio. El responsable de la obra no estaba presente en ese momento. 

Al día siguiente, la técnica municipal volvió a acercarse hasta el lugar acompañada de la Guàrdia Urbana y la puerta de entrada estaba cerrada. En el interior de la vivienda se oía ruido de obras, aseguran desde el Ayuntamiento. La arqueóloga optó por levantar el acta por falta de licencia y transmitió toda la información a la Guàrdia Urbana, ya que los propietarios podrían estar cometiendo un delito patrimonial. En este momento, no se sabe si es grave o no porque, por el momento, la arqueóloga municipal no ha podido entrar al interior del inmueble.
Vecinos de la calle Escrivanies Velles aseguran que ya hace semanas –no saben cuantas– que empezaron las obras y que en los últimos días los operarios cierran la puerta para trabajar.

Y aparecen las cucarachas

Paralelamente a este proceso, el pasado martes por la mañana, los comerciantes y vecinos del Pla de la Seu denunciaron la presencia de una plaga de cucarachas que salían en estampida por una rendija del suelo de la calle Escrivanies Velles. Los técnicos de Ematsa se desplazaron hasta el lugar y descubrieron, a través de una cámara subterránea, que las obras de un particular –que incluían también una fumigación– habían sido las causantes de la aparición de los insectos. El consistorio asegura que la vivienda donde se están haciendo las obras no cuenta con la licencia de obras necesaria. La Guàrdia Urbana investiga los hechos.

Temas

  • Guardia Urbana Tarragona

Comentarios