El 'Río Segura' atraca en Tarragona

Este buque oceánico de la Guardia Civil recorre el Mediterráneo para reforzar las funciones policiales de la Guardia Civil en el entorno marítimo.

| Actualizado a 13 enero 2022 13:32
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

La embarcación oceánica Río Segura, perteneciente al Servicio Marítimo de la Guardia Civil, atracó el miércoles por la tarde en el Moll de la Costa del Port de Tarragona tras desarrollar de forma continuada funciones policiales en el entorno marítimo del litoral mediterráneo. Cabe recordar que la base marítima de la provincia está en Tarragona desde agosto de 2021 (anteriormente se había desarrollado este servicio desde Torredembarra).

La Guardia Civil tiene encomendadas importantes misiones en el entorno marítimo español donde desarrolla de forma exclusiva e integral las funciones de que establece la Ley de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad. Tales son:

  • Judicial: Prevención y averiguación de delitos, primeras diligencias e informes.
  • Fiscal: resguardo fiscal del Estado y las actuaciones encomendadas a evitar y perseguir el contrabando.
  • Administrativo: Conservación de la naturaleza y el medio ambiente, control e inspección pesquera y de embarcaciones deportivas, protección del patrimonio histórico sumergido y el control de la inmigración irregular.
  • Misiones en el extranjero: Participación en aquellas misiones internacionales de cooperación policial, mantenimiento de la paz o humanitarias que se desarrollen en el ámbito marítimo.
  • Colaboración y cooperación nacional: Relaciones de colaboración con otros organismos españoles con competencias en el mar, como Salvamento Marítimo, Marina Mercante, Aduanas, Medio Ambiente, Pesca y la Armada.

La Guardia Civil dispone en Tarragona de diversas embarcaciones para acometer de forma ordinaria las funciones policiales que tiene encomendadas, como son las Patrulleras Río Francolí, Río Martín y la embarcación S-30.

La llegada del buque oceánico Río Segura se enmarca dentro del compromiso de la Guardia Civil de potenciar las capacidades policiales en el arco Mediterráneo, principalmente en las labores de custodia de frontera, redes de migración irregular, seguridad, medio ambiente y lucha contra el narcotráfico.

El buque Río Segura, con base en Las Palmas de Gran Canaria, cuenta con una tripulación de 39 efectivos policiales y tiene como misión principal el control de la frontera de Europa en mar abierto, la lucha contra la inmigración irregular, el narcotráfico, el contrabando, los delitos contra el medio ambiente y la búsqueda y rescates.

El 'Río Segura'

El buque, construido por Astilleros Gondán, es el primer patrullero oceánico diseñado específicamente para las funciones de la Guardia Civil. Tiene 73 metros de eslora y 12 de manga, pudiendo permanecer durante periodos prolongados en el mar.

Está equipado con diferentes medios tecnológicos para desarrollar las operaciones y misiones que se le encomienden, tanto a nivel europeo con la Agencia Europea de Fronteras FRONTEX, como en el ámbito internacional coordinado con autoridades de las Repúblicas de Mauritania y Senegal, en misiones de vigilancia de fronteras exteriores de la Unión Europea.

Este buque dispone de dos embarcaciones auxiliares, un helipuerto y un hospital con capacidad de telemedicina. La Guardia Civil opera con un total de tres buques oceánicos: Río Miño, Río Tajo y Río Segura.

Los dos primeros son embarcaciones readaptadas para las tareas de vigilancia marítima. El Río Miño, es un antiguo pesquero japonés habilitado para la función policial y el Río Tajo fue en su origen un barco de salvamento alemán que se transformó para llevar a cabo misiones encomendadas a la Guardia Civil.

La presencia de la Guardia Civil en el entorno marítimo de Tarragona es fundamental para garantizar el cumplimiento de las misiones encomendadas por Ley a este cuerpo policial. La situación pandémica ha impedido atender las solicitudes recibidas para establecer una jornada de puertas abiertas.

Comentarios
Multimedia Diari