Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

Iryo hará parada a Tarragona en verano de 2023

La compañía se estrena hoy en la línea de alta velocidad Barcelona-Madrid donde ofrecerá hasta 16 frecuencias diarias por sentido, pero no contempla este año parada en el Camp de Tarragona

| Actualizado a 25 noviembre 2022 16:17
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

Iryo hará parada a Tarragona el próximo verano y estudia ofrecer servicio desde Lleida «en un futuro inmediato». Así lo ha confirmado el director general de la operadora, Víctor Bañares, en el primer viaje que la compañía ha hecho entre Barcelona y Madrid.

A las 07:05 h de este viernes ha salido de la estación de Sants un tren de Iryo en dirección a la capital española, dando así el pistoletazo de salida al trayecto inaugural que posiciona la compañía como tercer operador de alta velocidad en el Estado, junto con Renfe y Ouigo.

Iryo empezará ofreciendo seis viajes diarios entre Barcelona y Madrid, y cuatro en sentido inverso. Aun así, el objetivo de la operadora es lograr dieciséis frecuencias diarias en los dos sentidos.

«Lo que queremos es hacer un traje a medida para todos los clientes, sea qué sea el motivo de su viaje», ha defendido Bañares. Precisamente, la compañía ha reivindicado su apuesta por el corredor Barcelona-Madrid como una «obligación». «Es un corredor de más de siete millones de viajeros con un mix entre turismo y razones laborales, es obligado estar aquí», ha expresado.

En cuanto al precio, los billetes de Iryo se vienen a partir de los 18 euros. Sin embargo, la empresa rehúsa del concepto low-cost. «No somos una empresa de bajo coste porque ningún cliente es estúpido y todos saben que no hay abonos a nueve euros siempre», ha admitido el director general de la compañía.

«En algún momento cuestan 18, 21 o 14 euros, pero también 80 y 90», ha afirmado. Bañares ha defendido que rechazan el concepto low-cost porque aquellas compañías con esta etiqueta «ofrecen servicios más limitados». «Nosotros ofrecemos precios bajos, pero con calidad», ha asegurado.

Los trenes estrenados por Iryo son de nueva fabricación, tienen capacidad hasta 467 viajeros, disponen de 5G y pueden circular a 360 kilómetros por hora. La flota con que la compañía ha aterrizado son una veintena de unidades del modelo ETR-1000, fabricados entre Italia y España por Hitachi Raíl en colaboración con Bombardier Transportation (ahora grupo Alstom).

Entre otras características que la empresa defiende como rasgo «distintivo»: los trenes están fabricados con un 95% de materiales reciclables. La inversión hecha por Iryo para poder entrar en el Estado como primero y único operador privado se va hasta los mil millones de euros.

A pesar de que la inversión hecha por Iryo se ha producido en un contexto socioeconómico complicado, la compañía considera que su apuesta los permitirá ser competitivos. Tal como ha defendido el director general de la empresa, el hecho que sus trenes sean nuevos y eléctricos los permite garantizar cierta «eficiencia» ante la inflación y el alza del precio de la energía.

Con relación a las futuras paradas dentro del territorio catalán, Iryo ha detallado que los billetes por Tarragona estarán disponibles «en las próximas semanas», a pesar de que la previsión es empezar a operar el próximo verano. Por Lleida no hay ninguna fecha concretada.

Culminación de la liberalización del alta velocidad en el Estado

La llegada de Iryo, una marca creada por la compañía ILSA -formada por Airnostrum, Tren Italia y Globalvía-, se enmarca dentro del proceso de liberalización puesto en marcha por Adif antes de la pandemia y que ha culminado con la entrada de esta compañía italiana, la cual tendrá que competir con Renfe y Ouigo.

Comentarios
Multimedia Diari