Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

Proximidad y talento local en el escenario

Reus. ‘Balades per a Mirolina’ y ‘La gran PAS’, premiadas por el Projecte Bartrina, se estrenan hoy y mañana

| Actualizado a 01 octubre 2022 15:01
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

La producción escénica con nombre propio es el paraguas que ampara los espectáculos Balades per a Mirolina y La gran PAS, premiados por el Projecte Bartrina 2022, que hoy y mañana se estrenan en el Teatre Bartrina de Reus.

Bajo la dirección de Carles Pitarch, Balades per a Mirolina (hoy, 20 h) es la adaptación teatral de la novela Mirolina del reusense Pep Macaya, una historia de un beso robado en una relación de amor intempestiva a tres bandas. El espectáculo es un guion teatral musicado.

«La idea parte de la novela Mirolina, cuya parte del texto se musicó dando lugar a canciones –transformándose en Balades per a Mirolina–. Ahora, lo que hemos hecho ha sido teatralizarlo y guionizarlo para que no sea solo un concierto, sino que el resultado sea un espectáculo teatral y musical», explica Carles Pitarch. Asimismo, como director dice que «el reto ha sido conseguir que el público, que no haya leído la novela, pueda seguir el hilo conductor para que, como espectáculo teatral, pueda entender la novela y el espectáculo». Balades per a Mirolina está ubicada en Reus, a principios del siglo XX, con el trasfondo de la industria del aguardiente. A su vez, muestra también la vida de dos clases sociales antagónicas, difícilmente aceptadas en un vínculo amoroso.

«El reto ha sido conseguir que el público que no haya leído la novela siga el hilo conductor», Carles Pitarch (Director de ‘Balades per a Mirolina’)

Maria Jacobs, Josep M. Tuset, Magda Borrull, Alejandro Jiménez y Georgina Llauradó forman el elenco del musical que utiliza el canto, la danza contemporánea, la música en directo, las proyecciones audiovisuales y el teatro con profesionales del territorio. En cuanto a la elección de Maria Jacobs destaca que «encajaba con el visual interior que yo tenía de la protagonista, Mirolina, y como se trata de un musical, necesitaba que la protagonista supiese cantar». Por otro lado, Alejandro Jiménez y Josep M. Tuset terminan de configurar el triángulo amoroso. «Alejandro Jiménez ha sido un descubrimiento para mí; en cambio, Josep M. Tuset es un intérprete con una voz impresionante».

El domingo

La misma pasión escénica comparte la dramaturga Mònica Rincón, quien dirige La gran PAS (mañana, 19 h), un viaje lleno de sensibilidad y verdad. «Hace cuatro años estaba en una tienda y escuché la palabra PAS. En ese momento, esa palabra resonó en mi interior. Cuando llegué a casa empecé a documentarme. Pero entonces estaba en un momento de cambio profesional y la idea no fue más allá», rememora Mònica Rincón, de cuál fue el origen de la obra.

Tuvieron que pasar dos años para que «volviera a abrir esta puerta». «Empecé a leer libros sobre la Alta Sensibilidad e incluso hice el test, cuyo resultado fue que soy una Persona Altamente Sensible. A partir de entonces, me propuse dar a conocer la Alta Sensibilidad porque no es ninguna enfermedad, sino una característica que ayuda a conocerse a uno mismo», afirma la dramaturga.

Paralelamente, explica, «empecé a entrevistar a Personas Altamente Sensibles para conocer sus historias. Mi primera idea fue que un dramaturgo o dramaturga escribiese el texto, pero después supe que debía hacerlo yo, porque es un tema que me toca de cerca».

«El público se irá pensando si está en el momento de su vida en que quiere estar», Mònica Rincón (Directora de ‘La gran PAS’)

Así, el gran paso que Mònica Rincón ha dado con La gran PAS «ha sido tomar la decisión de atreverme a escribir el guion, porque era algo que me daba miedo, a diferencia de dirigir espectáculos». La interpretación corre a cargo de la actriz reusense Irene Benavent. «Estoy feliz porque ambas hemos aprendido mucho durante creación del personaje», asegura.

De la puesta en escena del espectáculo –una obra multidisciplinar explicada a través del teatro de texto, la danza y los audiovisuales– Mònica Rincón destaca que «es minimalista, porque lo más importante es que la interpretación llene la parte escénica. Además, la escenografía de Xènia Sendra Luna contribuye a crear todo el universo en el que vive la protagonista, Carla».

En cuanto al apartado audiovisual y composición musical, desarrollados por Albert Casanovas Llort y Victor Morató Ribera, respectivamente, la dramaturga dice que, «por un lado, el reto ha sido encontrar el equilibrio entre el texto y el audiovisual, es decir, que ambas cosas sumen, y que una no reste a la otra; y, por otro lado, las composiciones de Victor destacan por su gran sensibilidad y emoción, ya que hablan por sí solas».

Por último, en cuanto a la reflexión que invita a hacer La gran PAS, la dramaturga Mònica Rincón afirma que «cuando acabe la obra, el público se irá a su casa pensando si realmente está en el momento de su vida que quiere estar, tanto en el ámbito laboral, personal, con ella misma, etc. La respuesta, en todo caso, está en nuestro interior».

Comentarios
Multimedia Diari