Carlos Brull: «La Fira del Vi ha crecido junto al resurgir del sector vitivinícola»

«La Fira del Vi nació cuando nadie apostaba por ello y ha crecido junto al resurgir del sector», dice el alcalde de Falset

02 mayo 2024 20:29 | Actualizado a 02 mayo 2024 23:23

Carlos Brull observa los últimos preparativos para la Fira del Vi de Falset, pocas horas antes de la inauguración. La gente le saluda y le para por la calle, donde resuelve algún fleco de última hora. Está contento de cómo pinta esta edición. En esta entrevista repasa la trayectoria, la situación del certamen y de la comarca.

29 ediciones. Casi nada.

Estamos muy contentos porque hemos logrado crear un equilibrio entre el sector vitivinícola y la parte más lúdica de la Fira. Hay unas muy buenas perspectivas, si el tiempo acompaña. Volvemos a tener bodegas importantes que nos podrán explicar toda aquella iniciativa personal y familiar, el carácter que hay dentro de sus botellas. Lo bonito es que puedes conocerlo de la mano del propio elaborador. Y esto lo hace especial. La oferta es muy variada, la comarca se viste de Festa Major. Tenemos la mejor feria en abierto del sector vitivinícola.

Es un gran escaparate.

Para Falset y para la comarca. Se celebran actos como el Tast de les Mines, el Tast de les Dones, el Tast dels Llops... en distintos municipios que se suman a esta visualización del vino, la cultura, el patrimonio y la gastronomía. Los grandes protagonistas son los vinos, pero detrás hay toda una comarca entregada.

«Tenemos sin duda la mejor feria en abierto del sector vitivinícola. Toda la comarca se viste de gala, de Festa Major»

Todo empezó en los años noventa. Mucho han cambiado las cosas desde entonces.

Recuerdo una iniciativa en la que nadie creía, que el Ayuntamiento impulsó, creo, con siete estands. Y mira dónde estamos ahora, con 71 de bodegas y 35.000 visitantes. El Ayuntamiento en aquel momento entendió que tenía que acompañar al resurgir del sector, y así creó la Fira del Vi de Falset.

Volverán a tener prescriptores internacionales de primer nivel. Primeras espadas.

La Fira tiene una peculiaridad y es que la visitan muchos profesionales en familia. Con la doble vertiente. Hacen sus artículos, catas y conocen productos, pero la disfrutan acompañados de los suyos.

Este año destaca la colaboración con Tarragona y Reus. ¿Qué les supone estrechar estos lazos?

Hemos hecho allí las presentaciones previas. Reus ya es tradicional porque siempre tenemos presencia allí y es una ciudad que siempre ha amado el interior, tenemos una relación muy estrecha en cuanto a promoción y turismo que cuidamos y potenciamos. Y tenemos lazos con Tarragona porque es una ciudad que queremos, de la que mucha gente viene a conocer nuestros paisajes, vinos, aceites y gastronomía. Hay buena relación con ambas. Reus y Tarragona tendrán dos estands de promoción donde podrán exponer su patrimonio cultural y patrimonial. También colaboramos, por ejemplo, con Pollença, con la que trabajamos un posible hermanamiento.

«Hemos sabido encontrar el equilibrio. El sector muestra sus vinos pero también está la parte lúdica, cultural y de relax»

Van de la mano con el FiM de Vila-seca.

Nos entendimos muy deprisa con el Ayuntamiento y con el alcalde y creímos oportuno sumar esfuerzos, de modo que el FiM tuviera una muestra en el escenario de la Fira, y nosotros una muestra de nuestros vinos en la de Vila-seca.

También está el Garbinada Pop.

Un festival de Falset que nos acompaña en todos los actos en los que se potencia y valora al tema gastronómico y vitivinícola. Está presente todo el año.

Ahora que hablábamos de música. Además de vino, hay música, cultura popular... ¿Cómo se marida todo esto?

Estamos contentos porque hemos sabido encontrar este equilibrio. El sector muestra sus vinos y su riqueza, pero también está la parte lúdica en un entorno amable que invita a conocer la comarca, sus vinos y un entorno bonito para escuchar música y disfrutar de propuestas culturales. También habrá castells, bestiario popular... Siempre, eso sí, buscando el equilibrio.

La esencia es la esencia.

Exacto, es la feria y la muestra de vinos de Montsant y Priorat.

Pese al prestigio de ambas, ¿tiene la sensación de que todavía cuesta que se valoren los vinos hechos en la zona?

Queda mucho camino por recorrer. En la comarca no, pero fuera faltan cartas de restaurantes con propuestas de la DOQ Priorat y la DO Montsant o de otros vinos de nuestro país. Es necesario un empuje potente y habrá que hacer reflexiones tanto en el sector de la restauración como en el vitivinícola y económico.

El mejor sumiller del mundo bebe Priorat y, en cambio, existen restaurantes cercanos que no apuestan por ello.

Algunos sí y otros dicen que no les encaja por precio. Pero aquí se apuesta por la calidad y no por la cantidad. Esto es lo que ha hecho que este resurgimiento sea también un éxito de futuro.

Potencian la venta directa con el Magatzem del Vi.

Sí, porque creo que es importante que la gente pueda catar y comprar a precio de Fira, de descuento, y eso ayuda mucho al sector, a la bodega.

«La sequía es muy preocupante. No lo digo solo yo, sino que es algo que nos traslada el sector. Es importante que las medidas lleguen cuanto antes»

¿Ya piensa en la edición 30?

Tendríamos que hacer algo importante. Esperamos poder seguir trabajando y mejorando siempre, superarnos año tras año.

¿Terra Dominicata, en Escala Dei, ha recibido la máxima distinción de la Guía Michelin. Son solo cinco en todo el Estado. Esto debe ayudar bastante.

Este tipo de reconocimientos ayudan mucho. Tenemos una oferta muy buena de hoteles de primer nivel, de hostelería y alojamientos rurales. Ayuda a poner en valor el gran trabajo hecho en estos 30 años. Hay que crecer, pero hacerlo siempre con responsabilidad y sostenibilidad.

Es difícil de equilibrar.

Hay que entender que la comarca puede asumir lo que puede asumir. El crecimiento tiene que ser sostenible.

Más allá del vino, ¿qué futuro ve en momentos como el actual marcados por la sequía?

La comarca está en una sequía preocupante. No es algo menor, es algo de máximos que el sector nos traslada y está muy preocupado por la producción y la supervivencia de las vides. Pedimos unas infraestructuras que la Generalitat ya ha anunciado y que haya una gestión de recursos hídricos correcta.

Se lee en minutos
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:
Comentarios
Multimedia Diari