Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

Los polígonos de Reus dejan de ser solo industriales y atraen a actividades deportivas

Gimnasios, rocódromos, clubes de pádel y centros de yoga han encontrado en estas áreas espacios con mayor superficie, accesibilidad y mejor de precio respecto al centro

| Actualizado a 03 octubre 2022 07:00
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

En los polígonos, tradicionalmente industriales, se han abierto camino todo tipo de centros enfocados a la actividad física y la salud. Gimnasios, clubes de pádel, rocódromos, boxeo e incluso un centro de yoga y meditación se han hecho un hueco en los últimos años. Todos ellos valoran la superficie de los locales, los precios en comparación al centro de la ciudad y la accesibilidad.

El concejal de Empresa i Ocupació, Carles Prats, indica otra causa: la ubicación del hospital y los estudios universitarios de la rama sanitaria habrían favorecido la llegada de este tipo de actividades auxiliares vinculadas a la salud, el deporte y el bienestar.

En el polígono Dina –al lado de la carretera de Constantí– se concentran especialmente centros deportivos, como es el caso de 12 Onzas, una academia de boxeo con Sergio de Gregorio al frente. Explica que el centro abrió puertas hace cinco años y que, en parte, la ubicación fue escogida por la accesibilidad. Y es que entre la gente que allí entrena «hay de Tarragona, todo el Baix Camp y también de la zona de Torredembarra». Así que el aparcamiento era una de las cuestiones prioritarias.

$!Hace cinco años abrió puertas en el polígono Dina la academia de boxeo 12 Onzas. FOTO: Alba Mariné

Otro motivo es el precio. «En el centro son abusivos y, en cambio, aquí tengo una nave de 350 metros cuadrados», un espacio necesario para su actividad porque, además, tiene un ring de boxeo donde se hacen competiciones.

A pocos metros, hay otro ejemplo: el rocódromo Monobloc, en activo desde 2017. «Necesitas una altura mínima de tres metros y medio de muro para poder escalar en bloque y, lo ideal, son cuatro o 4,5 metros», detalla Ivan Torres, responsable de comunicación de Monobloc. Así pues, por las características que necesita un local para albergar este tipo de actividad ya hace pensar que en el centro sería prácticamente imposible. «En ciudades como Reus sí que hay espacios que podrían funcionar y que serían muy bonitos, como antiguas fábricas, pero aquí ya entran otros temas, como la recuperación de un espacio, la inversión...», señala, por lo que una nave en un polígono es lo más adecuado.

Además, ante un deporte que actualmente está en plena expansión, las posibilidades de crecimiento son esenciales. En el caso de Monobloc, Torres recuerda que, inicialmente, la actividad solo ocupaba la mitad del espacio actual y que, ahora, están ya preparando una nueva ampliación a través de una nave vecina.

Otro caso es el de Haridayam Ponent, una entidad dedicada a la difusión y enseñanza de la cultura del yoga en todas sus formas tradicionales. Están ubicados en la avenida del Doctor Vilaseca, pero abrieron un segundo centro en el polígono Agro-Reus. Como explican desde la dirección, tomaron la decisión a raíz de la pandemia. «Con las restricciones relativas al aforo, nos encontramos, de repente, que no podíamos dar cabida a nuestros socios y la solución más adecuada que encontramos fue alquilar una nave industrial y habilitarla para seguir ofreciendo las actividades de yoga, respetando las medidas de seguridad», relatan.

Talento e infraestructuras

Los polígonos de Reus no han parado de crecer hasta el punto que, actualmente, no queda prácticamente espacio. Carles Prats indica que, desde las mesas de trabajo con los polígonos, «estamos trabajando en la prospección de nuevos usos industriales». A largo plazo, «y con el debido consenso, se podría abordar una reforma del POUM para dar respuesta a las necesidades de ampliación del suelo industrial», añade.

¿Y qué es lo que atrae a las empresas? La concejala de Economia, Coneixement i Habitatge, y consejera delegada de Redessa, Teresa Pallarès, señala que las infraestructuras juegan un papel central: «Son de primer nivel y nos conectan con el resto del Estado y Europa» además de estar a «sólo una hora al sur de Barcelona». Todo esto se suma al «talento de la URV y a la investigación» y «a los prácticamente 1.400 profesionales que trabajan en el Parc Tecnològic i d’Innovació, lo que favorece la colaboración y el intercambio de conocimiento», subraya.

La concejala también recuerda el impulso al sector tecnológico con la Incubadora TIC, con unos 70 proyectos solicitantes y, de los cuales, 22 han superado las fases planteadas, «generando puestos de trabajo calificados y con potencial crecimiento». También crecen las empresas ya instaladas: «En abril, T-Systems anunció que creará 300 nuevos puestos de trabajo y, en breve, se anunciarán nuevos planes de expansión de otras empresas».

Comentarios
Multimedia Diari