Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

Un segundo detenido por las quemas de contenedores en Reus

Es un hombre de 47 años con un trastorno psiquiátrico

| Actualizado a 26 mayo 2022 14:21
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

Un hombre de 47 años, con un trastorno psiquiátrico, fue detenido por la Guàrdia Urbana de Reus, este miércoles por la madrugada, justo cuando iba a prender fuego en un contenedor de la calle del Escultor Rocamora. El hombre estaría también relacionado con varios incendios de esta tipología que se han producido en la ciudad en los últimos días y, de hecho, en el momento de su detención, guardias de paisano estaban realizando un seguimiento del sospechoso. Y es que había sido identificado en unas imágenes de la quema de un parasol en un bar de la avenida del Carrilet, la madrugada del pasado viernes. Cuando el miércoles fue arrestado, llevaba encima siete mecheros.

Esta es la segunda persona detenida por los incendios que se han producido los últimos días en Reus que, según ha explicado este mediodía el alcalde Carles Pellicer, han afectado a un total de 31 unidades, lo que califica de «gravedad extrema». Cabe recordar que el viernes, el Ayuntamiento ya informó que se había detenido a un hombre de 43 años en la avenida Jaume I como presunto autor de varios incendios, dado que había sido identificado en distintos puntos donde habían ardido contenedores. En el momento de su detención, le fueron localizados tres mecheros y papeles de diario. Ahora, se ha detenido esta segunda persona, de 47 años de edad, y la investigación se mantiene abierta por parte de Guàrdia Urbana y Mossos d’Esquadra. De entrada, los cuerpos policiales creen que los dos arrestados no tendrían ninguna relación y lo entienden como «hechos autónomos» ni que la tipología delictiva sea la misma.

Tras los distintos episodios de quemas de contenedores en pocas horas, Carles Pellicer convocó el domingo al mediodía una reunión urgente con la concejala de Seguretat i Convivència, Dolors Vàzquez, el inspector de Guàrdia Urbana y Mossos d’Esquadra porque «necesitábamos una solución extraordinaria». La vigilancia policial se extremó con un dispositivo especial entre ambos cuerpos policiales.

Dentro de la investigación, se visualizaron imágenes de seguridad, entre ellas, las del momento de la quema de un parasol en un bar de la avenida del Carrilet. En ellas se identificó a una persona y se focalizó en ella la investigación policial con un seguimiento que llevó a los agentes detener in fraganti al sospechoso la madrugada de este miércoles. Ahora, los hechos están en los juzgados y se tendrá que determinar si las condiciones de esta persona, con un trastorno psiquiátrico, permiten imputarlo.

«La colaboración policial, la colaboración ciudadana, la labor de investigación y la visualización de imágenes registradas por las cámaras de videovigilancia han sido clave para identificar al presunto autor de los hechos», destaca Dolors Vázquez. Por su parte, Carles Pellicer ha aprovechado por alertar de la gravedad de los hechos y recordar que «las personas que actúen dañando el mobiliario urbano, que sepan que hay cámaras y que la policía tiene herramientas suficientes para identificarlos». En cuanto a los contenedores, con la nueva contrata del servicio de limpieza, habían sido renovados recientemente y, como explicó el alcalde, el contrato establece una reposición, aunque con límite. Según se especifica en el texto, la reserva correspondería a un 5% de las unidades por fracción.

Comentarios
Multimedia Diari