Alquilar una plaza de parking en el centro de Reus, misión imposible

Los aparcamientos subterráneos municipales ya no admiten nuevos abonados y los garajes de particulares son pocos y muy buscados

21 mayo 2024 20:36 | Actualizado a 21 mayo 2024 20:44

Las opciones de hacerse con un parking de alquiler en la zona más céntrica de Reus se reducen. Hace meses que el grueso de la red de aparcamientos municipales dejó de admitir altas de abonados para garantizar la rotación, antes colapsada. Y los garajes de particulares que se ofrecen para arrendar no son muchos, pero sí muy codiciados.

En el radio cercano al núcleo, los estacionamientos subterráneos de gestión privada y acceso público –Simonet, El Pallol, Interparking Plaça Prim–, encajados en el proceso de pacificación del Tomb de Ravals, se perfilan ya, prácticamente, como única alternativa.

Sobre los parkings del Ayuntamiento –4.400 plazas repartidas en 10 puntos–, este informa de que no quedan vacantes para abonados salvo en tres: el de La Pastoreta, el del Passeig Prim y el del Tecnoparc, todos ellos a distancia del núcleo.

Por eso, comprar las tarjetas multiparking que comercializa Reus Mobilitat i Serveis y que permitían dejar el coche en más de un aparcamiento, a conveniencia y a precio reducido, tampoco es posible ahora. Y solo se dispensan para alguno de esos tres.

Las mismas fuentes indican que «la limitación está vigente a causa del alto nivel de ocupación de los parkings municipales» y que su finalidad es «garantizar la disponibilidad de plazas de rotación», en las que anteriormente se generaba saturación en algunos momentos del año.

Estacionar en los aparcamientos de esta red cuesta un máximo de 4,5 euros al día –hasta enero de este 2024 eran 4 euros, la misma cifra que durante la última década–, siempre que se haga ininterrumpidamente y el contador no regrese al inicio. La rotación sigue funcionando con tique o con la aplicación Via P. El consistorio no pone fecha a la reapertura de vacantes para los abonados.

«Por menos de 80 euros, difícil»

Pero alquilar una plaza a un privado en el centro tampoco resulta sencillo. «Hay poca oferta y cada vez hay más demanda», apunta el agente inmobiliario Josep Maria Juncosa, preguntado por la disponibilidad de aparcamientos. Y precisa que «hoy en día, en cada casa suele haber más de un coche» y también «los vehículos circulando van en aumento, la cantidad se ha disparado y eso también va llenando los parkings, que son insuficientes».

En Reus, con datos del Idescat correspondientes a 2022, hay censados 52.054 turismos.

Quien se interesa por un alquiler son «tanto personas que viven en Reus como las que vienen de fuera» y «los precios van subiendo», constata Juncosa. Cerca del núcleo ya «no se encuentra nada por menos de 80 o 85 euros, y los hay más altos, cuando hace años sí que se podía tener algo por unos 70».

Similares sensaciones tienen en la inmobiliaria Remar Spais. «Hay poca disponibilidad de plazas de alquiler porque estas están asociadas a los pisos y todo acostumbra a moverse como un pack», señalan. E indican que «este último mes hemos recibido bastantes llamadas de gente preguntando», pero «lo que hay en el centro se alquila rapidísimo, no dura ni un día y casi que no publicamos las ofertas porque vuelan».

Si alguien no logra la plaza que buscaba, «tomamos sus datos para avisarle en cuanto aparece alguna» y, «aunque nos gusta enseñarla y que la puedan probar, hay conductores que prefieren cogerla sin verla porque priorizan hacerlo justo al momento».

El peso del coche

El municipio registra, de media, 3,36 desplazamientos por habitante y día, en cualquier medio de transporte o a pie, con datos del Pla de Mobilitat Urbana. De estos, casi un 54% son por trabajo. Hasta tres cuartas partes de los trayectos son internos, dentro del municipio; mientras que el 6,3% son con Tarragona: 21.300 por sentido entre las dos localidades.

El mismo Pla destaca el «peso de Reus dentro del Camp como centro de generación y atracción de viajes, ya que recibe unos 16.400 de poblaciones de alrededor y 22.000 de otras del Camp, actuando como un importante polo de desplazamientos». Un 90,1% de los recorridos exteriores son en coche.

La Hispània, el Passeig Mata o el Carme y nuevos disuasorios

La ciudad tiene en cartera varios proyectos de construcción de parkings, algunos ya en ejecución y otros que quedaron planificados por el anterior gobierno. Uno de ellos es el aparcamiento subterráneo de La Hispània, que está actualmente excavándose y que generará más de 300 plazas.

Otro está previsto en el Passeig Mata, pendiente de que se estudie su viabilidad, y que tendría capacidad para 400 vehículos. También en el Carme se ha dibujado un parking que podría albergar 100 turismos. Además, el gobierno prevé desplegar parkings disuasorios a 15 minutos del centro.

Se lee en minutos
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

Temas:

Comentarios
Multimedia Diari