Agricultores contra el fuego

| Actualizado a 21 junio 2022 07:00
Antoni Coll i Gilabert
Comparte en:

En la lucha contra los incendios forestales, como en la sanidad, es mejor prevenir que curar. Hay que evitar incendios o apagarlos inmediatamente cuando son detectados. Los primeros en verlos son los agricultores, llegan antes que los bomberos y conocen el terreno. El problema es que cada vez hay menos payeses.

En Artesa de Segre algunos han tomado sus tractores y labrado cortafuegos en el trigo aún no cosechado. Un gesto así solo pueden valorarlo quienes saben que la cosecha es el final de una larga preparación de sudores y gastos.

La ausencia de rebaños es otro déficit a la hora de evitar que el fuego se propague por el sotobosque montañoso, que nadie limpia. El rayo que alcanza un árbol encuentra terreno apropiado para propagar el incendio.

Comentarios
Multimedia Diari