Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Cinco encapuchados asaltan a punta de pistola una masía en Girona

El grupo, con con guantes y armado con tres pistolas, una escopeta y un cuchillo, forzó una de las ventanas y amenazó al propietario

Diari de Tarragona

Whatsapp
Un camino de la zona de Vilanna, donde ha tenido lugar el suceso

Un camino de la zona de Vilanna, donde ha tenido lugar el suceso

Cinco encapuchados asaltaron a punta de pistola la madrugada del pasado sábado una masía del núcleo de Vilanna, en el municipio gerundense de Bescanó, y, tras amenazar y atar al propietario y a unos empleados, se hicieron con un botín de mil euros, según informan los Mossos, que buscan a los ladrones.

Los hechos tuvieron lugar poco antes de las 05:00 horas, cuando el dueño de la casa, un  empresario que se dedica a la compraventa de naves y terrenos, dormía.

Un grupo de cinco encapuchados, también tapados con guantes y armados con tres pistolas, una escopeta y un cuchillo, forzó una de las ventanas y amenazó al propietario.

Le encañonaron y le amenazaron con cortarle un dedo con unas tijeras de grandes dimensiones, llegando a hacerle una herida leve

Los ladrones le preguntaron insistentemente por el dinero que había obtenido de la venta de una nave industrial, lo que hace sospechar a los investigadores que conocían los negocios de la víctima y sabían perfectamente dónde entraban.

El propietario les contestó que no tenía ese dinero, por lo que le encañonaron y le amenazaron con cortarle un dedo con unas tijeras de grandes dimensiones, llegando a hacerle una herida leve.

Los asaltantes revolvieron toda la casa y, al final, se llevaron como botín el móvil de la víctima y una cartera con un millar de euros, aproximadamente.

Los ladrones forzaron una ventana para acceder a la vivienda, donde sorprendieron al matrimonio

Antes de irse, decidieron hacer también una visita a la casa de los empleados que cuidan de la finca, una pareja de origen indio, que reside en una estancia frente al edificio principal.

Igualmente, los ladrones forzaron una ventana para acceder a la vivienda, donde sorprendieron al matrimonio, que dormía, y golpearon al marido al decirles que no tenía dinero.

Los dos fueron abandonados atados en la habitación, mientras que el propietario de la masía fue maniatado en el baño, a la vez que pincharon las ruedas de los dos vehículos que había en la finca para evitar que los usaran.

Los dos fueron abandonados atados en la habitación, mientras que el propietario de la masía fue maniatado en el baño

Apenas pasadas las 7:00 horas, el empresario consiguió liberarse, hizo lo mismo con los empleados y llamó al teléfono de emergencias para alertar del asalto.

Los investigadores localizaron en el jardín una escopeta que los ladrones cogieron y que pertenecía al propietario de la masía, así como una pata de cabra de grandes dimensiones con la que seguramente forzaron las ventanas, una bolsa con ropa y bridas para inmovilizar.

Los agentes investigan si los asaltantes son los mismos que, en los últimos tres meses, han entrado en cuatro viviendas de esta localidad gerundense y otras próximas, todas pertenecientes a empresarios. 

Temas

Comentarios

Lea También