Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Absuelto un maltratador acusado de tres violaciones en Torredembarra y L'Arboç

Solamente ha sido condenado a nueve meses de cárcel por haberse saltado una orden de alejamiento que tenía respecto a su esposa

Àngel Juanpere

Whatsapp
El 20 de mayo de 2015, el procesado acudió al aeropuerto de El Prat, en Barcelona, a esperar a la mujer, que venía de Marruecos

El 20 de mayo de 2015, el procesado acudió al aeropuerto de El Prat, en Barcelona, a esperar a la mujer, que venía de Marruecos

Un hombre que se enfrentaba a un total de treinta años de prisión por tres delitos de agresión sexual, además de otro año por amenazadas y otro por coacciones, ha sido finalmente absuelto de todos estos delitos por la Sección Cuarta de la Audiencia Provincial de Tarragona. Sólo ha sido condenado a nueve meses de prisión por un delito de quebrantamiento de condena por haberse saltado la orden de alejamiento que tenía respecto a su esposa.

La sentencia declara probado que el acusado y la denunciante contrajeron matrimonio en 2001. Fruto de dicha relación tuvieron cinco hijos, todos ellos menores de edad a día de hoy. El hombre, el 21 de enero de 2010, fue condenado por un delito de maltrato y otro de amenazas en el ámbito de la violencia de género. Durante tres años tenía prohibido acercarse a menos de 100 metros de su esposa, plazo que finalizaba el 26 de septiembre de 2015.

A pesar de dicha orden de alejamiento, el 20 de mayo de 2015, el procesado acudió al aeropuerto de El Prat, en Barcelona, a esperar a la mujer, que venía de Marruecos. Ambos fueron a un hostal de Torredembarra, donde pernoctaron. Al día siguiente los dos se dirigieron al domicilio familiar en L’Arboç, donde se encontraban los hijos del matrimonio. Allí permaneció él durante un lapso temporal que no ha quedado determinado.

En mayo de 2015, acusado y denunciante no mantenían una relación de pareja. Sin embargo, el acusado acudía al domicilio familiar y seguían casados, aunque a día de hoy se encuentran en trámites de divorcio. El 19 de febrero de 2016, ya finalizaba la orden de alejamiento, el acusado acudió al hospital donde estaba ingresada la mujer como consecuencia de haber dado a luz a su quinto hijo.

No ha quedado acreditado que los días 20 y 21 de mayo de 2015 y 19 de febrero de 2016 el acusado violara a la mujer.

Temas

Comentarios

Lea También