Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El Vendrell muestra su tradición y cultura con un plato de xató

Joan Anton Álvaro gana el concurso de Mestres Xatonaires. La fiesta demuestra cómo la receta es un elemento de identidad del territorio
Whatsapp
Los más pequeños aprendieron a elaborar xató en el colegio y ayer lo demostraron de cara al público en la Rambla.  Foto: JMB

Los más pequeños aprendieron a elaborar xató en el colegio y ayer lo demostraron de cara al público en la Rambla. Foto: JMB

No fue fácil la elección del mejor xató. La popularidad del plato en El Vendrell hace que sean muchos los que ya elaboran la receta. Y también los que participan con una preparación que cada año aumenta en calidad. El jurado tuvo que escoger al mejor de entre los 50 xatós que optaban a hacerse con el galardón que premia el sabor y la presentación.

Finalmente el ganador fue el vecino de El Vendrell Joan Anton Álvaro. No es la primera vez que Álvaro gana el concurso de Mestres Xatonaires. Hace años su xató ya fue el ganador, pero ahora llevaba unos años sin participar. «Este año me animé y ha habido suerte». Joan Anton pertenece a la colla de los Montserratinos.

Vinagre de manzana

«No hay secretos. Es cuestión de ponerle cariño», señalaba el ganador del concurso de Mestres Xatonaires para explicar el éxito. Los ingredientes son los que son y la elaboración también. Lo principal es la calidad de los ingredientes y en este sentido destacó las escarolas del agricultor Joan de Bellvei. «Eso y que para innovar algo he utilizado vinagre de manzana».

El concurso de Mestres Xatonaires es un ingrediente más de la Xatonada Popular de El Vendrell que se celebra cada 1 de febrero. No el más destacado ya que todos los actos forman parte imprescindible de la fiesta como cada uno de los ingredientes que son necesarios para elaborar el xató.

Otro de los elementos indispensables es la exhibición de los xatonaires infantiles que desde primera hora de la mañana elaboraban el plato de cara al público. Los xatonaires infantiles son la garantía de que la tradición de la receta tiene continuidad en El Vendrell y que se adentra en las familias. Las autóctonas y las que han llegado de fuera.

Cursos infantiles

Durante la semana antes de la Xatonada Popular en todas las escuelas de El Vendrell los niños reciben una clase para aprender a elaborar el plato. No es sólo una clase de cocina. Es también una lección de historia de la localidad y del Penedès de cuando en el plato se conjugaban los productos que la tierra ofrecía en invierno y las anchoas y bacalao que se conservaban en muchas casas cuando los pescadores no podían salir al mar con regularidad.

Muchos de los niños que en más de 20 años han realizado los cursos infantiles han llegado a presentarse y ganar el concurso de Mestres Xatonaires. Como Laia Alfaro, que hace una década estaba en el colegio aprendiendo a elaborar el plato y el pasado año ganó el concurso. Ese xató le valió para que ayer fuese nombrada Mestre Xationaire y recibiese la toga que la reconoce como tal.

Un orgullo

Para un vendrellenc ser Mestre Xatonaire es todo un orgullo. La localidad se disputa la paternidad de la receta con Vilafranca y con Sitges. Y en cada una de las capitales del Penedès, a las que también se suma Vilanova, el xató se prepara con sutiles diferencias pero que logran, con los mismos ingredientes, sabores diferentes.

Una diferenciación de sabores que ayer los miembros del jurado de la Xatonada Popular de El Vendrell pudieron comprobar. Cocineros, empresarios del sector gastronómico y turístico, periodistas y personajes de la sociedad civil son los encargados de escoger el mejor xató, que concede al ganador el privilegio de ser Mestre Xatonaire.

Ruta turística

Así el xató se ha convertido en un referente cultural y gastronómico del Penedès durante los meses de invierno. La Ruta del Xató permite conocer la variedad de recetas y los paisajes y oferta cultural del territorio que representa esa ensalada a base de escarola, atún, anchoas y regada con salsa romesco.

Los restaurantes de los diferentes municipios que conforman la Ruta del Xató ofrecen durante estos meses la receta en sus menús y sus cartas. Deben seguir sin embargo lo que dicta cada una de las especialidades de las diferentes variedades.

Temas

  • COSTA

Comentarios

Lea También