Más de Costa

Enfado vecinal por el retraso de la apertura de un parking en Torredembarra

El aparcamiento de la avenida Lluís Companys se planteó en dos fases, pero se cambió a una. La demora ha dejado muchos días la zona sin poder estacionar. La semana próxima, en principio, ya estará operativo.

Jordi Cabré

Whatsapp
FOTO: Alba Mariné

FOTO: Alba Mariné

El Ayuntamiento de Torredembarra anunció a principios de mes de febrero que el día 22 se mejoraría el descampado de la avenida Lluís Companys para convertirlo en un aparcamiento con unas 400 plazas.

La primera actuación era delimitar la zona, allanar la superficie, mantener el máximo de árboles posibles y marcar los estacionamientos y los carriles de circulación.  El precio subía a 27.000 euros. La actuación tendría una segunda fase en que se asfaltaría el parking y se pintarían viales y plazas, dejando la zona con mejores condiciones y evitando que en días de lluvia aquello fuera un barrizal. 

Sin embargo, el consistorio se replanteó el proyecto durante esas semanas y decidió unir las dos fases en una: allanar, pavimentar y pintar. Esta nueva decisión tomada para el aparcamiento de la avenida Lluís Companys, sumado a días de lluvia, ha motivado que la superficie urbana esté muchos días cerrada y sin posibilidad de poder dejar el coche en su interior en una zona de la ciudad donde hay escasez de plazas.

El retraso de las obras del aparcamiento empezó a molestar al vecindario y a los trabajadores, que con el corte de un tramo del paseo Miramar (antigua N-340) por obras ha ido dificultando todavía más la posibilidad de estacionar el vehículo.

Las quejas de esta situación también se han reflejado a nivel político. El grupo de Torredembarra en Comú (actualmente sin representación municipal) también ha hecho un comunicado pidiendo explicaciones al consistorio por el retraso de estas obras y mostrando que el escrito es la voz de muchos afectados.

Cuenta atrás

El Ayuntamiento de Torredembarra ha explicado las razones por las que el aparcamiento de la avenida no está operativo al 100% a día de hoy. La decisión de unificar fases y los días de lluvia han provocado este retraso de más de un mes sobre la fecha prevista. Sin embargo, estos días estaría programada pintar la zona (que ya está asfaltada) y la previsión es que la próxima semana se pudiera abrir definitivamente el aparcamiento, cuyo coste ha subido hasta los 55.899 euros.

Temas

Comentarios

Lea También