Las obras de la escuela de música y artes de Calafell, paradas

Los equipos de arquitectos que presentaron proyectos y que han sido desestimados apelan al Tribunal de Contractes

JOSÉ M. BASELGA

Whatsapp
La masía de Cal Rion acogerá la escuela de música y artes de Calafell.  FOTO:  DT

La masía de Cal Rion acogerá la escuela de música y artes de Calafell. FOTO: DT

Noticias relacionadas:

- Una curiosidad de Cal Rion y el Rey Amadeo

Los trabajos para habilitar la histórica masía de Cal Rion de Calafell como escuela de música y de artes no pueden comenzar por la sucesión de recursos de los equipos de arquitectura que han presentado proyectos y han quedado descartados.

Las obras ya acumulan un año de retraso. Los recursos presentados están en el Tribunal Català de Contractes del Sector Públic y sin su resolución no pueden adjudicarse unas obras que ascienden a 5 millones.

El objetivo era comenzar los trabajos una vez finalizados este mes de noviembre los de peatonalización de la calle Jesús, pero esas previsiones ya son imposibles.

El interior de la masía. Imagen de archivo.

El motivo son los recursos presentados por los equipos de arquitectos que han quedado descartados en una primera selección. De 8 proyectos presentados, el equipo técnico del Ayuntamiento escogió a dos finalistas.

No cobran

El alcalde Ramon Ferré explica que han sido los proyectos descartados los que han presentado recursos. Ferré considera que las apelaciones son porque «al ser eliminados en esta fase no cobrarán nada. De haber sido finalistas, que es la fase de la apertura de las plicas económicas, pueden percibir una cantidad por el proyecto».

El reloj de sol de la masía.

La situación paraliza la que es una de las inversiones más destacadas de los últimos años. La masía de Cal Rion, en el núcleo del pueblo, además de reactivar la zona, permite ofrecer un centro de formación musical y de artes evitando que los vecinos deban desplazarse a otros municipios.

El equipamiento cultural prevé unas 300 plazas. Según el Ayuntamiento, un 40% de los alumnos de las escuelas de música y arte del Baix Penedès son de Calafell.

Plicas cerradas

La obra ya intentó adjudicarse en diciembre de 2020. El alcalde señala que las plicas llegan cerradas y con pseudónimo «por lo que se desconoce quien lo presenta».

Cal Rion de Calafell.

Es el primer proyecto en el municipio con la nueva Ley catalana de arquitectura que obliga a un procedimiento de concurso en el que se presentan plicas cerradas». Pero los trabajos no pueden adjudicarse hasta que el tribunal resuelva los recursos.

Es una situación que indigna al consistorio por la paralización que supone. La adjudicación de la redacción del proyecto está encallada en el primer trámite y no deben descartarse nuevas impugnaciones en fases sucesivas.

Además del retraso, queda en el aire la subvención de 700.000 euros que la Diputació había concedido a la obra. El Ayuntamiento pedirá destinar la cantidad al proyecto para hacer el centro cívico de Valldemar, Montmar y Brises que está previsto comiencen próximamente.

Temas

Comentarios

Lea También