Torredembarra y Roda de Berà toman medidas para controlar el aforo de las playas

El alcalde Eduard Rovira (Torredembarra) ha dictado un bando para recordar las medidas ante la previsión de incremento de bañistas en agosto y en la localidad vecina de Roda de Berà se incrementa el personal en dos calas: Punta d'en Guineu y La Pallisseta

Jordi Cabré

Whatsapp
Imagen del punto de control de las calas de Roda de Berà. FOTO: Aj. Roda de Berà

Imagen del punto de control de las calas de Roda de Berà. FOTO: Aj. Roda de Berà

El alcalde de Torredembarra, Eduard Rovira, dictó ayer un bando municipal, para recordar a los vecinos y usuarios de la playa de la ciudad de la necesidad de tomar las máximas precauciones sanitarias ante la aparición de brotes de la Covid-19 en diferentes puntos de la provincia y por extensión en Catalunya.

El aforo de las playas en Torredembarra ya está aprobado desde antes del inicio del verano y en cada una de ellas hay carteles explicativos de las medidas de control y la capacidad máxima. torredembarra ha dividido en ocho sectores su litoral para gestionar el control de los bañistas.

El bando responde a la entrada del mes de agosto y en el más que probable incremento de usuarios de las playas, la mayoría vecinos de la ciudad y visitantes que tienen su segunda residencia en Torredembarra.

Además de dejar en manos de socorristas, policías, vigilantes y voluntarios de Protección Civil la vigilancia de este aforo y tomar medidas si se hace necesario, el bando prohíbe que se dejen utensilios para reservar una «parcela» en la arena, de forma que ni toallas, sillas o sombrillas se pueden instalar y dejar en la playa para tener un lugar privilegiado desde primera hora. «Si se comprueba que estos objetos tienen la finalidad de reservar un espacio, se podrán retirar», se deja muy claro en el bando que emitió ayer el consistorio

Las playas de Sant Roc

La concejalía de Turisme i Platgesdel Ayuntamiento de Roda de Berà informó ayer que ha reforzado el control de las calas del Roc de Sant Gaietà, Punta d’en Guineu y playa de la Pallisseta, con la incorporación de cinco controladores que deben velar que el aforo de estas zonas del litoral rodense no superen el aforo máximo permitido.

Protección Civil inició estas tareas en la playa Punta d’en Guineu hace dos semanas, pero la falta de voluntarios para cubrir todos los días de la semana y la necesidad de evitar aglomeraciones ha motivado que el Ayuntamiento tomara esta decisión de aumentar el número de efectivos en esta playa. A partir de ayer se controla durante todo el día, ly todos los días de la semana, el aforo de las dos calas con un único acceso permitido para cada una de ellas.
Desde el inicio del verano el consistorio ha intentado disuadir a los bañistas de ir en masa a estas playas debido a su aforo tan limitado: 60 personas la playa Punta d’en Guineu y 500 en la Pallisseta.
Una de estas medidas fue la creación a principios de julio de la zona de aparcamiento restringido temporal en el ámbito del Roc de Sant Gaietà para evitar aglomeraciones y derivar a los visitantes hacia las playas donde el aforo no supone un problema como son las playas Llarga y la Costa Dorada, debido a sus grandes dimensiones.
Los cinco controladores que ya están activos en estas calas más pequeñas de Roda de Berà también harán tareas de información para que los bañistas cumplan las medidas de seguridad y de higiene y respeten las distancias en la arena.

Temas

Comentarios

Lea También