Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Secciones
Canales
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

Laura Lippman retrada el racismo y el clasismo en EEUU en su novela ‘La dama del lago’

‘Noir’ americano. Especialista en el género, Lippman se adentra en un tenebroso caso con una crítica social

| Actualizado a 23 febrero 2023 16:38
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

La separación de un matrimonio es el punto de partida de la última novela de la dama del género negro estadounidense, Laura Lippman. Madeline Schwartz y su marido Milton rompen su relación en una época en la que las rupturas familiares no estaban bien vistas por el resto de la sociedad, sobre todo para el perfil femenino. Mientras Madeline intenta recomponer su vida y los pedazos de su personalidad que durante años tuvo que mantener agazapados, alguien nos habla desde las profundidades de un lago, Cleo (Eunetta) Sherwood, una mujer afroamericana que desapareció hace varios meses. Su libertinaje global provoca que el resto de habitantes de Baltimore no repare en su ausencia. O más bien, no le dé importancia.

Pero la desaparición de una joven judía, Tessie Fine, desata un cúmulo de circunstancias que derivan en que Madeline descubre una de sus pasiones: escribir e investigar. Además, resulta ser una faceta que no se le da nada mal.

Pero en la década de los 60, que una mujer pudiese tener su propio empleo, sueldo, que luchase por sus anhelos profesionales y vitales, que destacase en un mundo limitado o que se liberase sentimentalmente era un escándalo para la sociedad. Sin embargo, Madeline está resuelta a convertirse en reportera de uno de los periódicos de la zona, el Star y resolver el caso de Cleo, que entraña dos colores clave: el amarillo y el verde.

«¿Por qué no te quedaste en tu casa y te conformaste con un matrimonio aceptable? ¿Por qué no me dejaste tranquila en el fondo del lago? Allí estaba a salvo. Todos estaban a salvo mientras estuve allí»

Siendo Madeline Schwartz la que lleva el peso de la trama, la narración está contada a distintas voces. Lippman es capaz de dibujar de manera compleja y completa a cada uno de los personajes, con tan sólo unas cuantas páginas por capítulo, ofreciendo su particular visión de los sucesos que nos relata Maddie.

Un sofisticado relato de investigación criminal que nos engulle en el espíritu de los años 60, donde los derechos de distintas capas y elementos de la sociedad estaban completamente capados. Personas que a la vista de la gran capa social eran prácticamente invisibles. Con La dama del lago, Lippman también elabora un cuidado retrato del racismo, el sexismo, el clasismo y la moralina de décadas atrás que marcaba la sociedad norteamericana.

Como adelantábamos, el libro además, va más allá y también plasma de forma plausible la ambición profesional y personal de Madeline, una mujer que había estado silenciada durante sus 36 años de vida. Escoltada tras esa visión social de no hace tanto tiempo en el que la esposa quedaba relegada al papel de crianza, cuidados del hogar y una triste función decorativa, Madeline se revela ante estos estigmas, corta de golpe con las voces que se alzan hablando de guardar el peso de la reputación femenina y decide encontrarse a sí misma y mostrarse al mundo como es. Liberándose de miedos y presiones externas.

Pero la profundidad del lago esconde también los oscuros secretos de muchos de los vecinos de la localidad. Lippman esconde varios ases en la manga para cambiar de forma radical el juego y regalarnos un par de sorpresas más.

$!Laura Lippman retrada el racismo y el clasismo en EEUU en su novela ‘La dama del lago’

Título: La dama del lago

Autora: Laura Lippman

Editorial: Black Salamandra

Páginas: 368

Comentarios
Multimedia Diari