Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

CF Reus: Natxo, en el punto de mira

El Reus mantiene la confianza en el técnico, que se sentará en el banco ante el Espanyol B este mismo sábado (16.00)
Whatsapp
Natxo González se dirige en solitario al campo de entrenamiento del CE Futbol Salou.  Foto: Alfredo González

Natxo González se dirige en solitario al campo de entrenamiento del CE Futbol Salou. Foto: Alfredo González

Natxo González vive las horas más difíciles desde que decidió coger de nuevo el timón del CF Reus este verano. El técnico, que llegó a situar al equipo líder en noviembre, ha visto como la situación ha dado un giro radical. Siete jornadas sin ganar han colocado al Reus lejos del play off de ascenso, el gran objetivo para este curso. En concreto, los rojinegros se han quedado a seis puntos, una distancia recuperable, aunque las sensaciones que transmite el grupo no invitan al optimismo.

La derrota del domingo en Cornellà ha dolido especialmente. Primero porque el rival se encontraba en peores condiciones. En la zona de descenso y con diez jornadas sin ganar. Luego, por la forma. El 2-0 pudo ser más amplio y el Reus en ningún momento dio sensación de entereza. Compitió mal y exhibió síntomas de flaqueza preocupantes.Parece como que los futbolistas han perdido la confianza. Mentalmente se les ve como hundidos. En todo caso, esta plantilla ya ha demostrado que puede jugar bien y competir con los mejores equipos del campeonato.

Muy tocado

El rostro del entrenador de Vitoria en la sala de prensa de Cornellà denotaba frustración, tristeza. Una de sus declaraciones resultó contundente. «No sé qué nos deparará el futuro», comentó sobre una posible reacción del equipo. Y es que la figura del técnico ha quedado tocada tras ese tropiezo. El entorno le discute, aunque desde el club todavía no se ha dado ni un sólo síntoma que provoque el cambio. Fuentes cercanas han asegurado al ‘Diari’ que se mantiene la confianza en el trabajo del cuerpo técnico, por loq ue Natxo se sentará en el banquillo este sábado, en el partido que el Reus debe disputar ante el Espanyol B en el Estadi (16.00). La idea es la de transmitir tranquilidad de puertas hacia afuera y confianza en la plantilla. Según el club es la mejor forma de salir de esta mala racha de resultados- Una espiral que crea inquietud.

Plantilla y cuerpo técnico volverán a verse las caras esta mañana, en el regreso a los entrenamientos, después de pasar día libre ayer. Las dos partes saben que el compromiso de este sábado coge tintes decisivos. Puede ser un punto de inflexión de cara al futuro del equipo. Para bien o para mal.

Temas

  • DEPORTES

Comentarios

Lea También