Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Deportes

El día que David Haro hizo levitar a Javier Díaz, su fan más incondicional

El aficionado reusense recibió una sorpresa inesperada por parte del jugador del Reus, para celebrar su cumpleaños,. Fue justo antes del Reus-Rayo del domingo
Whatsapp
David Haro y Javier Díaz durante el momento del encuentro. Foto: Cedida

David Haro y Javier Díaz durante el momento del encuentro. Foto: Cedida

El pasado viernes, el reusense Javier Díaz cumplía 44 años, una celebración que mantenía al CF Reus como epicentro. Siente verdadera pasión por el club este jardinero que ocupa su tiempo laboral en el Taller Baix Camp, debido a una discapacidad intelectual. Ese 44 aniversario no podía pasar desapercibido para él, así que su mujer, Carmen, y su hija, Desiré, tomaron cartas en el asunto. Carmen contactó a través de la web oficial con el CF Reus. En su mente existía un deseo que iba a emocionar a Javier. 

Éste desprende admiración casi devota por el atacante rojinegro David Haro. Le sigue los pasos desde que fichó por el Reus, hace justo tres veranos. El idilio con el fútbol vertiginoso del extremo perdura más fuerte que nunca. Por eso, Carmen pidió al club una colaboración especial; que Javi pudiera recibir el cariño de David. Evidentemente, el futbolista, comprometido y sensible con los fans, no opuso ningún tipo de resistencia.

El domingo, un par de horas antes del partidazo ante el Rayo, David Haro y los recuperadores del staff, trabajaban en el campo anexo al Estadi. El delantero se recupera de inclemencias físicas y afronta ese último tramo de la terapia para sanar definitivamente y regresar al foco. Haro realizó carrera continúa ante los ojos de los hinchas que se acercaban a los accesos del recinto para ocupar su localidad. Entre ellos Javier, acompañado de su pareja y de su hija. Éstas ocultaban una sorpresa mayúscula. Nerviosas por cómo se iba a tomar el regalo. No era cualquier presente.

Máxima emoción
El Reus accedió a la petición y preparó el encuentro en la zona mixta del Estadi, minutos antes de que Haro se duchara y viera el juego de sus compañeros desde la grada habilitada para los futbolistas no citados. David firmó una foto con su rostro y la camiseta rojinegra a cuestas y esperó al protagonista. Éste, según se acercaba, no podía creérselo. Casi en brazos de su ídolo, que sólo repartía sonrisas y amabilidad. Javier se inundó de emoción y aprovechó el instante para inmortalizarlo con fotos y alguna que otra pregunta. Lo que no conocía David Haro es que ese fan incondicional intenta imitarle en otro equipazo. Díaz ama el fútbol y de vez en cuando ata sus botas fluorescentes y corretea por el césped en busca de la gloria del gol.

Y es Javier Díaz anda inmerso en una pequeña nube. Cuenta los días por sueños. Hace unas semanas fue elegido para formar parte del equipo Genuine del CF Reus. Jordi Segura lo ha integrado en el grupo como uno de sus exponentes clave en ataque. Hasta el punto que intenta imitar los gestos y los movimientos de David Haro como mediocampista de banda en la otra escuadra del CF Reus. En Villarreal vivió con intensidad el estreno del genuine en el primer encuentro anual que organiza La Liga de Fútbol Profesional. El club rojinegro ha creado su plantel esta misma temporada, bajo la tutela de David Sangrà. Con el 3 a la espalda, exhibió sus mejores virtudes futboleras, tal y como había mostrado antes en el equipo de futbito del Taller Baix Camp. Incluso guarda un secreto que sólo sus íntimos conocen. Se trata de un excelente jugador de baloncesto. Un deportista nato, vamos.

Sueño cumplido
El detalle de David Haro, un profesional del fútbol que huye de cualquier estereotipo vedette y que enseña el lado más sencillo de la profesión, provocó que el reusense hiciera realidad uno de sus sueños. Es más, el domingo, en el intermedio del Reus-Rayo, Javier y sus compañeros del Genuine compartieron el momento único de pisar el césped del Estadi aplaudidos por el gentío. Formaron parte de la presentación en sociedad de todos los equipos base de la entidad, en un acto entrañable, que simbolizó la reunión de toda la familia rojinegra.

Javier Díaz no pudo animar desde el fondo del templo a su ídolo, al que espera verle volar por el verde en breve, una vez recuperado de esa lesión que le ha quitado continuidad. En todo caso, el agradecimiento por ese regalo queda en la eternidad. También la alegría de un día inolvidable, de esos que borran dificultades y prejuicios.

Temas

  • CF Reus futbol

Comentarios

Lea También