Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Deportes NATACIÓN

El ‘tragamillas’ de Reus nadará contra el Alzheimer

El ultrafondista Jordi Cervera afrontará en solitario los 45 kms del Golf de Sant Jordi, desde l’Ampolla hasta Salou. Será un reto solidario para combatir esta enfermedad. Hoy se cumplen 35 años de su travesía al Canal de la Mancha

Francesc Joan

Whatsapp
Jordi Cervera, el pasado jueves 15 de agosto, al completar la Travessia Nedant a l’Ebre. FOTO: Cedida

Jordi Cervera, el pasado jueves 15 de agosto, al completar la Travessia Nedant a l’Ebre. FOTO: Cedida

Ni tan siquiera la intervención quirúrgica de menisco a la que se sometió hace mes y medio ha conseguido frenar a Jordi Cervera (Reus, 1960). Allí donde haya una prueba a nado de larga distancia, allí está él. En ese breve periodo ha tomado parte en la Travessia Nedant a l’Ebre, en Amposta; en la Conquesta de la Waikiki, en Tarragona; y el pasado jueves en la Travessia al Port del Fangar, en l’Ampolla. Es un asiduo a las más clásicas citas acuáticas que se celebran en la demarcación. Prácticamente nunca falla.

Por algo aquel niño que empezó a nadar por prescripción médica, a causa de una poliomielitis, se ganó de joven el apodo del tragamillas de Reus después de sus increíbles gestas: 24 horas ininterrumpidas en una piscina, la del Reus Ploms, durante la Nochevieja de 1981 a 1982; el cruce del Estrecho de Gibaltrar, en 1985; o en 1984 del canal de la Mancha. 

Hoy, precisamente se conmemoran 35 años exactos de aquella efemérides entre la playa británica de Dover y la francesa de Calais, separadas por 34 kilómetros. Invirtió 10 horas y 4 minutos. Siempre al lado de su inseparable entrenador, el carismático Josep Pitu Casanovas.

Jordi Cervera, recibido como un héroe en Reus en 1984, tras culminar la travesía al Canal
de la Mancha. Hoy se cumplen 35 años de aquella gesta. FOTO: Cedida

Cervera no olvida aquella travesía que acometió con 24 años, aunque sus piernas y brazos acumulaban ya por aquel entonces cinco participaciones a la mítica Capri-Nápoles y otra al canal de Suez. «Recuerdo que las malas condiciones nos obligaron a retrasar unos días la travesía; que la cubrieron como periodistas Carles Francino y Andreu Buenafuente y el gran recibimiento que tuvimos de regreso», asegura. 

El recibimiento
En Reus le dieron la bienvenida con una gran pancarta de felicitación de la empresa automovilística Joaquín Oliva, donde él trabajaba como administrativo. Oliva ejerció como principal patrocinador de aquella travesía. Le esperaban sus compañeros, familiares y amigos. «Fue muy emotivo», explica el tragamillas.

Compañeros, familiares y amigos le recibieron como a un héroe. FOTO: Cedida

Caprichos del destino es ahora Cervera quien quiere devolver aquella gratitud con una osada travesía: en 2020 acometerá en solitario la travesía al Golf de Sant Jordi, desde el Far de la Punta del Fangar, en l’Ampolla, hasta Salou. Serán 45 kilómetros -21 millas náuticas- de un reto cien por cien solidario: nadará en favor de la lucha contra el alzheimer.

La familia Oliva es la gran impulsora del centro de referencia en el tratamiento de esta enfermedad degenerativa que va a construirse en Reus de la mano de la Fundació Rosa Maria Vivar, l’Associació d’Alzheimer Reus i Baix Camp y el Ajuntament de Reus.

Cervera ha elegido una fecha especial para realizar la travesía, el 14 de julio de 2020, el día en el que cumplirá 60 años. «Aquella semana será muy especial porque la vincularemos directamente a varios actos dedicados al alzheimer», explica. 

El reusense se preparará intensamente en los próximos meses para que su hazaña llegue a buen puerto. Su próxima cita será el 7 de septiembre con motivo de la V Tàrraco Aigües Obertes, que bordea y cruza las cinco playas de Tarragona (Platja Llarga, Capellans, Savinosa, Arrabassada y Miracle).

El precedente
El 6 de julio del año 2014 Cervera y otros diez nadadores intentaron la travesía al Golf de Sant Jordi de forma colectiva, aunque el viento y el mal estado del mar les impidió que pudieran culminarla. Pese a todo completaron los 27 kilómetros que separan la Punta del Fangar de l’Hospitalet de l’Infant, el puerto hasta donde llegaron.

Temas

Comentarios

Lea También