Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Deportes ENTREVISTA

Pape Mbaye: "Me fui del CBT por una cuestión económica"

El pívot senegalés regresa al Ibersol CBT tres semanas después de rescindir su contrato para irse a Túnez

Jaume Aparicio

Whatsapp
Pape Mbaye espera poder ayudar al equipo para lograr el objetivo de subir a LEB Plata. FOTO: pere ferré

Pape Mbaye espera poder ayudar al equipo para lograr el objetivo de subir a LEB Plata. FOTO: pere ferré

Bienvenido de nuevo a Tarragona. ¿Te ha dado tiempo a echarla de menos?
Bueno (risas) hace tres semanas que me fui, pero sí, la he echado de menos. Contento de volver.

Ellos también te han echado de menos.
(Risas) ¡Pero si van muy bien!

En enero rescindió su contrato con el CBT para irse a Túnez y en tres semanas vuelve a firmar con el club azulado. ¿Qué ha pasado?
En primer lugar decir que estaba aquí muy bien, pero me llegó una oferta muy interesante de Túnez. Sinceramente, me fui por una cuestión económica. Era una oportunidad de encajar en otro mercado que no podía desaprovechar. Una vez allí, entrené dos semanas y el club comenzó a tener problemas de dinero. Querían renegociar mi contrato y yo no estaba por la labor. Si me fui allí fue por las condiciones económicas que me ofrecían. Así que me pagaron una cifra que acordamos y me fui para casa, Senegal, para ver a la familia.

El CBT seguía sin encontrarte sustituto. Parecía evidente que se iban a volver a encontrar. ¿Cómo fue?
Tenía planes de quedarme en Senegal, porque quedaba poca temporada. Pero mi agente, que es muy amigo de Berni, se ‘chivó’ de mi situación y el míster me llamó. Yo me llevo muy bien con Berni. Gracias a él me siento como en casa aquí. Así que cuando me dijo que le gustaría que volviera no me lo pensé.

No te habías desconectado del equipo.
La verdad es que seguía lo que hacía el equipo. Iba hablando con Adri o el ‘capi’. Al final, como te digo, sólo han sido tres semanas fuera.

No pudiste jugar la semana pasada por el ‘transfer’. ¿Esta semana tendrás ganas de volver a la pista?
Sí. Cuanta más rotación tenga un equipo mejores resultados. Pero ya te digo, están haciendo un trabajo increible y me alegro de cómo les ha ido en mi ausencia.

Es tu segunda temporada en Tarragona. ¿Está siendo cómo te esperabas?
Conociendo a Berni, él siempre apunta a lo más alto posible. Estamos trabajando bien y ojalá consigamos el objetivo que es subir de categoría.

¿Lo ves posible?
Sinceramente, sí. Tenemos plantilla para conseguirlo. Pero tenemos que trabajar más y seguir mejorando para lograrlo.

Ha sido fugaz pero ¿qué tal el baloncesto en Túnez?
Lo viven mucho. Igual que el fútbol. Se desplazan con el equipo en autobús por todo el país. El nivel de baloncesto es bastante alto. No alcanza la ACB, pero sí que es LEB Oro o LEB Plata.

¿Qué le falta al baloncesto africano para dejarse ver más en la élite?
Base. Aquí hasta los niños de minibásquet o prebenjamín entienden el juego. Allí, los que se dedican al baloncesto comienzan mayores. Yo empecé a jugar en cadete. Antes jugaba a fútbol.

¿Cómo te pasaste a la canasta?
Mi hermano mayor jugaba a baloncesto y conocía a un agente que se fijó en mí. Vio mi envergadura y creyó que podía jugar a baloncesto. Habló con el CB Unelco Tenerife que fue mi primer equipo de básquet.

Acertó el agente.
Sí. Me fue bien. Le puse ganas y hasta tuve la oportunidad de jugar en el Real Madrid durante tres años fantásticos.

Temas

Comentarios