Más de Deportes

Deportes FÚTBOL

Y ahora, a salir del descenso

El Nàstic visita este domingo (20.00 h.) a un Zaragoza también necesitado de puntos

Francesc Joan

Whatsapp
El entrenador del Nàstic, Juan Merino, animando a sus jugadores desde la banda durante un partido de esta temporada. Foto: Lluís Milián

El entrenador del Nàstic, Juan Merino, animando a sus jugadores desde la banda durante un partido de esta temporada. Foto: Lluís Milián

El Nàstic afronta a partir de hoy su reto más determinante tras abandonar el farolillo rojo: salir de los puestos de descenso. Los granas disponen de una magnífica oportunidad para conseguirlo esta tarde en La Romareda, aunque para ello necesitan obligatoriamente la victoria y la combinación de varios resultados.

La ocasión es propicia, ante un Zaragoza en plena crisis deprotiva -ha sumado sólo cinco puntos de los últimos 21-; con un entrenador, Raul Agné, en la cuerda floja y una afición con los nervios a flor de piel que ve a su equipo más cerca del descenso (5 puntos) que de la promoción por el ascenso a Primera (8), su objetivo inicial.

El técnico del Nàstic, Juan Merino, es consciente de la gran oportunidad que tienen los suyosante un rival a quien la necesidad de ganar puede jugar en su contra.

Los tarraconenses cuentan con las bajas por sanción de Cordero, y de los lesionados BrunoPerone y Sthéphane Emaná. La baja del central brasileño hace prever que Luismi repita en el eje defensivo, mientras que la novedad podría ser el recuperado Gerard Valentín en el lateral derecho, desplazando a Lobato hacia la posición de mediapunta.

Se han caído de la lista de Merino para el partido de Zaragoza Uche, José Carlos y Jean Luc.

Se han caído de la lista de Merino para el partido de Zaragoza Uche, José Carlos y Jean Luc.

El Zaragoza, por su parte, contará bajo palos con el exgrana Saja y ha convocado, por vez primera desde que fue fichado en el mercado invernal, con el internacional griego Giorgios Samaras, que sonó para el CF Reus.

Temas

  • DEPORTES

Comentarios

Lea También