Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Dos nuevos puentes para electrificar al 100% la terminal intermodal

Actualmente solo están electrificadas las entradas y salidas a estación de La Boella, con ancho mixto en sus cuatro vías, desde Barcelona pero no los accesos desde Madrid

Núria Pérez

Whatsapp

Uno de los proyectos que tiene en su planificación estratégica la Autoritat Portuària de Tarragona para mejorar su competitividad es electrificar al cien por cien los accesos a la terminal intermodal La Boella. Esta infraestructura está abierta para todas las empresas del territorio que decidan apostar por el ferrocarril. Puede acoger trenes de hasta 750 metros de longitud en ancho mixto (UIC e ibérico) en sus cuatro vías y está situada junto a la terminal de contenedores operada por la multinacional DP World y linda con los servicios de inspección aduanera, lo que permite facilitar y disminuir el coste de las maniobras desde los buques portacontenedores hasta las trenes. 

La estación La Boella es la única terminal intermodal portuaria con acceso directo desde la red nacional de ferrocarril pero aunque tiene acceso electrificado que permite la entrada y salida directa de trenes a Barcelona sin cambio de locomotora pero no para los convoyes de la línea de Zaragoza-Madrid que, por ello, se ven obligados a recular hasta la estación de Tarragona ciudad con la consiguiente pérdida de tiempo y competitividad ya que en función del horario, esta operativa puede implicar dedicar medio día.

Para subsanar esta situación, el Port plantea la construcción de dos puentes sobre el río Francolí. Una obra que podría beneficiarse de ayudas del Fondo de Accesibilidad de los puertos que permite invertir en obras que se salen de la zona de servicio de los enclaves portuarios. En paralelo, se está en conversaciones con Adif sobre el uso que se le puede dar en un futuro a la estación de clasificación para potenciarla. 

El trazado de los puentes ya se ha diseñado. Uno de ellos estaría a pocos metros del tramo final del Serrallo y el otro, en la desembocadura del río Francolí frente al Muelle de la Química. De momento, se trata de una obra a medio plazo que, de momento, se encuentra en planificación estratégica y que sería un paso más para dotar a los operadores del Port de condiciones logísticas ideales. 

Temas

Comentarios

Lea También