Economía QUÍMICA, LA RESILIENCIA DE UN SECTOR ESENCIAL

Sostenibilidad y colaboración

EMILIO PALOMARES Y LAIA PELLEJÀ

Whatsapp
Foto: Getty Images

Foto: Getty Images

Emilio Palomares (Director
del ICIQ) y Laia Pellejà
(Directora Administrativa
y de Comunicación del ICIQ)

El Instituto Catalán de Investigación Química (ICIQ) no vive al margen de la realidad: nos debemos a la sociedad que nos acoge y, por tanto, nuestras acciones deben ofrecer soluciones para todos. Es por ello que debemos reorientar las acciones que sean necesarias para adelantarnos a tiempos difíciles, ofreciendo soluciones capaces de evitar, o al menos paliar, las futuras y severas repercusiones que acarrean tanto el cambio climático como la actual pandemia sanitaria.

Nuestras líneas de investigación ya están orientadas en este sentido. Los vientos europeos también nos llevan a priorizar acciones encaminadas a mejorar la calidad del medio ambiente, pilar que sustenta la (calidad de) vida de las personas. Así, en el ICIQ seguimos haciendo lo que mejor sabemos hacer: aportar nuestro conocimiento para transformar la sociedad y crear un mundo más sostenible.

Tomar la iniciativa en el desarrollo de investigaciones pioneras nos lleva a crear el clima necesario para generar nuevas oportunidades para el territorio. No podemos perder de vista que, en nuestro radio de acción está el polo químico más grande del sur de Europa. Esta combinación es, sin duda, una fuente de oportunidades y cantera de talento para llevar a cabo muchas de nuestras investigaciones. La generación de nuevos puestos de trabajo, también se traduce en un eje vertebrador que puede comportar, como consecuencia, calidad de vida para nuestra sociedad. Siempre debe haber un retorno.

La irrupción de la pandemia nos llevó a movilizar nuestros recursos para producir material de protección sanitaria en los inicios, y para presentar proyectos de investigación más tarde. Por ejemplo, en el campo de la energía hemos propuesto desarrollar un dispositivo modular para producir combustibles y productos químicos de alto valor a partir de recursos sostenibles, renovables, abundantes y seguros: luz solar, agua y CO2. En el campo de la educación participamos en la solicitud de un proyecto sobre nuevas metodologías de educación científica virtual junto a los centros de investigación de Tarragona: IPHES, ICAC, IISPV y la URV.

En estos tiempos difíciles nos debemos ayudar los unos a los otros. Nuestra responsabilidad social cooperativa no permite que apartemos la mirada mientras la sociedad se desmiembra. Trabajamos de forma honesta para el territorio que nos ha visto nacer y nos acoge ofreciéndonos sus recursos y riqueza. En este sentido, queremos adquirir parte de las responsabilidades que nos toca y tendemos la mano al resto de instituciones y agentes gubernamentales que confluyen con nuestro ADN para, entre todos, abrir nuevos caminos que generen oportunidades.

Ahora es el momento, más que nunca, para la excelencia. Nuestra posición es privilegiada y debemos ser conscientes que a pesar de la pandemia mundial que nos azota, podemos crear un futuro de esperanza en el que la química simbolice vida y desarrollo para todos. Debemos caminar juntos.

Temas

Comentarios

Lea También