El vertedero ilegal de uralita de Pinell de Brai

Los residuos estaban en el medio natural en zona protegida y clasificada como Zona de Reserva de la Biosfera

| Actualizado a 03 octubre 2022 13:37
Se lee en minutos
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

Agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA) de la Guardia Civil de Tarragona han localizado en un paraje natural de Pinell de Brai (Terra Alta) inserto en Zona de Reserva de la Biosfera, un depósito incontrolado con más de 3 toneladas de fibrocemento (uralita) que contiene amianto, un material potencialmente cancerígeno.

Fue descubierto, cuando los agentes patrullaban para la protección del medio ambiente en una zona forestal de la comarca de la Terra Alta. De esta manera, observaron una gran cantidad de placas de uralita, tuberías y depósitos de agua fabricados con fibrocemento, que se encontraban abandonados sobre el terreno.

Tras practicar un primer análisis en la zona del hallazgo, comprobaron como el citado material estaba fabricado con amianto, producto cancerígeno y prohibido en España desde el año 2002.

La uralita es el nombre comercial de un material de construcción hecho a base de cemento y fibras, generalmente asbesto, también llamado amianto, utilizado generalmente para cubiertas y tejados. El amianto es sumamente peligroso para el aparato respiratorio, ya que puede provocar fibrosis pulmonar, cáncer de pulmón y otras enfermedades graves relacionadas con el aparato respiratorio.

El riesgo en la manipulación de este material surge cuando se pretende desmantelar una construcción, ya que las fibras que se encuentran dentro de la uralita al cortarlas, trocearlas o manipularlas se desprenden, y al inhalarse pueden provocar las enfermedades descritas. De hecho, la retirada de este material debe de ser realizada por una empresa inscrita en el Registro de Empresas con Riesgo de Amianto (RERA).

Los restos de uralita se encontraban en un terreno a la intemperie y no disponían de vallado perimetral ni otras medidas de seguridad, que impidieran el acceso de cualquier persona a los residuos considerados altamente peligrosos.

Por dicho motivo, se está procediendo a la localización de los posibles responsables de los hechos, por almacenar residuos considerados muy peligrosos para las personas y el medio ambiente. De las actuaciones practicadas se ha dado cuenta a la Agencia de Residuos de Catalunyaa, así como al Juzgado de Instrucción de Guardia de los de Gandesa, por si los hechos constituyeran infracción penal.

Comentarios
Multimedia Diari