Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

'Somos una banda obcecada e inquieta siempre por componer pop'

Sidonie es un reconocido grupo barcelonés de pop-rock sicodélico fundado en el año 1997. Con 12 discos a sus espaldas y más de 20 años de trayectoria han colaborado con artistas como Pereza, Sopa de Cabra, Love of Lesbian o los del Río. Hablamos con el batería Axel Pi para que nos contara un poco más sobre su programación dentro de la gira CurtCircuit que pasa este sábado por la Sala Zero de Tarragona presentando su último disco ´El peor grupo del mundo´

Roger Deblanch

Whatsapp
Imagen de archivo del grupo. FOTO: CEDIDA

Imagen de archivo del grupo. FOTO: CEDIDA

Sidonie es un reconocido grupo barcelonés de pop-rock sicodélico fundado en el año 1997. Con 12 discos a sus espaldas y más de 20 años de trayectoria han colaborado con artistas como Pereza, Sopa de Cabra, Love of Lesbian o los del Río. Sus temas han sido usados en varios anuncios televisivos así como de cabecera en el famoso programa de Canal +, Fiebre Maldini. Este grupo se compone por tres integrantes: Marc Ros (1974, cantante, guitarra y bajo), Jesús Senra (1972, segundas voces, bajo, guitarra eléctrica y acústica) y Axel Pi (1974, batería, tablas y bongos). Hablamos con este último para que nos contara un poco más sobre su programación dentro de la gira CurtCircuit que pasa este sábado por la Sala Zero de Tarragona presentando su último disco ‘El peor grupo del mundo’.

¿Cómo os conocisteis?
Marc y yo nos conocimos con 17 años mediante a un anuncio colgado en el corcho de una tienda de baterías a la que yo iba a comprar baquetas. Y me sorprendió por lo rápido que congeniamos. Y me moría de ganas de conocer quién había puesto ese anuncio. Llame inmediatamente, los conocí hicimos un primer ensayo y durante un tiempo estuvimos haciendo versiones. Pero fue pasado un tiempo que nos volvimos a reunir y montamos un grupo con canciones propias. Carlos Cros nos pasó el contacto de Jesús para ser nuestro bajista. Posteriormente Roger decidió ir a vivir a Londres y pasamos de ser un cuarteto a un trio. Y fue entonces cuando empezamos a darle la vuelta a nuestras performances.

¿Cómo fueron vuestros inicios en el mundo de la música?
La conexión entre nosotros fue inmediata, pero el grupo si por algo está marcado es por ser muy trabajador. Y por superar todas las dificultades que se ha ido encontrando. Nos rompió mucho la marcha de Roger, pero de ahí surgieron unos conciertos que dan nombre a nuestro último álbum, ‘El peor grupo del mundo’. Lo bueno es que ante tales críticas y ante tal situación lo bueno es seguir creyendo en lo que crees y seguir luchando para conseguir superar eso y salvar ese gran obstáculo que es que un componente se vaya y te lluevan las críticas del público que en ese momento no apreciaba nuestra forma de hacer. Fue un concierto horrible y realmente planeaba sobre nosotros el fantasma de la separación. Pero conseguimos superarlo.

¿Cuáles son vuestros referentes musicales?
Pues artistas como los Beatles, los Doors, Syd Barrett PinkFloyd, Jimi Hendrix… entre muchos otros.

Cómo catalogáis vuestro estilo musical?
Muy marcados en nuestros inicios por aquel anuncio en el que se citaban los grupos que te he nombrado antes, podríamos decir que el estilo es el sicodélico pero siempre con el pop delante. Al fin y al cabo siempre tocábamos, componíamos y grabábamos canciones pop. Y a día de hoy 20 años después creo que no hay mejor forma de definir al grupo que como pop. Una banda obcecada e inquieta siempre por componer pop.
 
¿Por qué Sidonie?
En la época que éramos un cuarteto y empezamos a componer canciones propias decidimos que era momento de cambiar el nombre del grupo de versiones que hasta el momento era Citadelle y no nos gustaba mucho. Durante un buen tiempo estuvimos dándole vueltas hasta que un sábado por la mañana entramos en la tienda Guagua de vinilos del Raval de Barcelona. Y Marc nos llamó y nos dijo mirar que colección de Brigitte Bardot. Ella nos gustaba ya como musa y quedamos fascinados con toda esa recopilación y vimos que la primera canción era Sidonie. Y dijimos ostras que bonito, que bien suena y como mola escrito y ahí mismo nos dimos cuenta que ese iba a ser el nombre del grupo.
 
¿Cómo es colaborar con artistas de la talla de Pereza, Sopa de Cabra o Love of Lesbian?
Siempre con cualquier artista ocurre que uno se siente muy enriquecido y aprende mucho. Creo que no ha habido colaboración con ningún artista que no hayamos aprendido algo. Cuando entra un elemento nuevo coges otra mirada y te alimentas de eso que te está dando. Nos encanta colaborar con otros artistas y otros grupos.

¿Tenéis previsto de colaborar con otros artistas? Cuáles?
Sí, sin duda. Siempre hay la idea y previsión de hacerlo. La gracia es que pase de una forma muy espontanea. Hay una sorpresa por decirlo de alguna forma, este verano vamos a montar un concierto recital. No puedo contar mucho más. Tenemos en mente montar algo muy especial y la clave va a estar en la colaboración con otros artistas. Porque es muy bonito hacerlo y creemos que el público lo agradece mucho.

¿Qué novedades pueden encontrarse vuestros fans en el último disco lanzado en 2016, ‘El peor grupo del mundo’?
Este disco explica muy bien el momento en el que estamos y lo que ha ocurrido en estos últimos años y se puede apreciar lo que el grupo aprendió en Costa Azul, El incendio, en el fluido García, el fluido y Sierra y Canadá. Cuatro discos muy distintos y que han convertido lo que hemos hecho ahora en algo que nos define a la perfección. Un disco de 10 canciones pop sin otra pretensión que la de conectar con la gente a nivel melódico y lirico. Y creo y esto es una novedad quizás son las canciones más alegres y vitales de nuestra carrera. Y eso es un valor añadido. Me encanta pensar que este disco es un golpe de alegría y de brillo contra toda la pesadumbre que nos rodea en este país como músicos y como personas.

¿Este sábado lo presentáis en la Sala Zero de Tarragona. Qué puede esperar de vosotros el público?
Nuestra puesta en escena se tiene que adaptar a cada sala. En este caso la oportunidad de estar tan cerca del público hace que sean únicos. Y por eso año tras años nos gusta venir a tocar a esta sala porque pasan cosas muy especiales y nos conecta mucho con lo que vivimos al empezar en Tarragona. En la Sala Cau donde empezamos a tocar en nuestros inicios.

¿Por qué ese título?
Nos conecta con aquel inicio pero hace referencia a tantísimas bandas que han pasado algún día por ahí que han sido consideradas no aptas por el motivo que sea. Y que al final lo han conseguido superar. Y por aquellas que desgraciadamente siendo consideradas no aptas aun teniendo un talento singular lo han dejado en el camino lo cual es estremecedor.

¿Después de 20 años trayectoria profesional. Cuál podríais decir que es el escenario que más os ha impresionado? Y por qué?                                          En el año 2000 en el FestiMAD de Madrid que fue la primera vez que nos vimos tocando delante de 40.000 personas quedamos totalmente impresionados. Estar tocando y que tu vista no alcance a ver a la última persona que hay en ese recinto es abrumador.

Temas

  • NALTROS

Lea También