Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Victoria Federica es presentada en sociedad

La sobrina e ahijada del Rey celebró su puesta de largo con un gran evento pagado por Don Juan Carlos. Unos 300 invitados asistieron al evento, entre amigos, casas reales europeas y familiares

Pablo Latorre

Whatsapp
El evento sirvió para que los padres de Victoria Federica volvieran a encontrarse, pues llevan tiempo sin hablarse.  foto:cedida

El evento sirvió para que los padres de Victoria Federica volvieran a encontrarse, pues llevan tiempo sin hablarse. foto:cedida

Solo es una joven con ganas de ser joven. Así es como algunos ven la rebeldía que demuestra Victoria Federica desde hace un tiempo hasta ahora. Hace unos días, recuerda El País, un vídeo se hizo viral al presentar una imagen elocuente de Elena de Borbón y su hija. En él, la hermana del Rey le pedía a su hija Victoria que se tapara el tirante del sujetador, a lo que ella respondió con un gesto airado. Ocurrió en el Teatro Real de Madrid. Días antes, madre e hija discutían en el ascensor de un hotel de Sevilla. La Infanta reprochaba a Victoria haber llegado a las siete de la mañana a la vez que aseguraba estar «harta» de su comportamiento. Son situaciones comunes en muchas familias pero en el caso de Vic, como se la conoce en familia, sorprenden, pues era una niña dulce y tímida.

Entre los 300 invitados de la fiesta estaba el exnovillero Carlos Ochoa, que se fotografió con Victoria en la fiesta. foto: instagram

Al parecer, la tensión había llegado a tal punto que se planteó suspender la gran fiesta en Madrid para presentar a la joven en sociedad. Sin embargo, el evento no cayó y tuvo lugar el jueves por la noche. Esta es una fiesta que se suele celebrar coincidiendo con el 18 cumpleaños, pero que en el caso de la hija la infanta Elena ha sido nueve meses después, ya que su aniversario fue el 9 de septiembre. Así lo explica La Vanguardia, detallando que el lugar escogido para la fiesta fue la casa palacio El Chaparral, en la finca La Escorzonera, a pocos kilómetros de Madrid y que fue propiedad del exjefe de la Casa del Rey, Nicolás Cotoner, marqués de Mondejar.

«Un regalo de su abuelo»
El evento lo pagó el rey emérito, don Juan Carlos, como regalo a su nieta. La puesta de largo es una fiesta  típica entre familias tradicionales.

La sobrina del rey Felipe VI estaba espectacular con un vestido largo en crepé de seda, sin mangas y escote en V, de color rojo con flecos en el talle, de Lorenzo Caprile. Curiosamente, el diseñador también vistió de rojo a Cayetana Rivera en su puesta de largo, celebrada en septiembre del 2018 casi un año después de cumplir los 18. Victoria completaba el look con unos llamativos pendientes tipo earcuff, una coleta baja con raya en medio, y un maquillaje de noche destacando el tono ahumado de los ojos.

En cuanto a los invitados, unos 300 en total, estaban convocados miembros de las casas reales europeas, hijos de las grandes familias de nuestro país y compañeros de estudios y amigos de Victoria, como Tana Rivera, que tampoco pudo asistir porque tenía un examen el viernes. Pese a Marichalar, acudieron toreros, futbolistas e incluso influencers. Y es que El Mundo, asegura que el padre desea que su hija se aparte de toreros y de los amigos discotequeros de su hijo Froilán y alterne con los que considera que están a la altura de la nieta y sobrina de un monarca. Finalmente, a la fiesta acudieron los padres, que negociaron la fiesta a través de terceros durante los meses previos. Y es que los que un día fueron matrimonio, no se hablan. Sin embargo, pese a la mala relación, ambos hicieron realidad el deseo de su hija.

Temas

Comentarios

Lea También