Más de Opinión

Padres hooligans

ÁLEX SALDAÑA

Whatsapp
ÁLEX SALDAÑA

ÁLEX SALDAÑA

Lamentablemente, es más habitual de lo deseable y lo saludable ver en los campos donde los niños hacen deporte a algunos padres hooligans que no solo no saben comportarse, sino que con su actitud hacen un muy flaco favor a sus hijos –conozco a chiquillos que han dejado de practicar deporte, pese a que les encantaba, por la vergüenza que sentían por el comportamiento de sus padres–.

Ayer leí que la Audiencia de Las Palmas ha condenado a dos años y medio de cárcel a uno de los dos padres que se enzarzaron en una violenta pelea durante un partido de fútbol de juveniles. La sentencia tipifica los hechos cometidos por este acusado como delito de lesiones por imprudencia porque ocasionaron al otro procesado una lesión ocular, con pérdida de agudeza visual, mientras que a este último solo le impone una multa de 300 euros por un delito leve, ya que sus golpes apenas tuvieron consecuencias. La refriega, grabada en vídeo por una espectadora y difundida en redes sociales, tuvo una amplia repercusión en toda España, por la violencia del altercado en medio de un partido de juveniles que se estaba disputando sin incidencias (en el campo jugaban la UD Telde y la UD Guía, cuyas directivas condenaron con rotundidad lo ocurrido).

Sí, es lo que suele pasar, que este tipo de padres da un bochornoso espectáculo mientras sus hijos, ellos sí, se desempeñan en el campo con total deportividad. Una lástima que algo tan bonito como el deporte de base lo estropeen unos energúmenos que no saben animar y apoyar a sus hijos como se merecen.

Temas

  • El mirador

Comentarios

Lea También