Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El Hospital de Reus sólo pagará las retribuciones por objetivos a los trabajadores con el sueldo más bajo

El Consejo de Administración decide que media plantilla no cobre la retribución variable de 2015 tras el informe del interventor

Francesc Gras

Whatsapp
Carteles de denuncia en el Hospital de Reus. Foto: Alba Mariné

Carteles de denuncia en el Hospital de Reus. Foto: Alba Mariné

Fin al culebrón sobre las retribuciones variables en función de los objetivos (DPO) a los trabajadores del Hospital Sant Joan de Reus. El consejo de administración ha decidido este viernes pagar las DPO que todavía se adeudan de 2015 –unos 985.000 euros– sólo a los empleados con el sueldo más bajo, que sumarían la mitad de la plantilla aproximadamente. En un escueto comunicado, la dirección del centro hospitalario ha anunciado que abonará las retribuciones variables «al personal de los grupos 3.2 al 5, es decir, auxiliares de enfermería, administrativos, camilleros y personal de la limpieza». Todos estos recibirán la parte restante con la nómina del mes de noviembre.

Por lo que respecta a los grupos profesionales 1, 2 y 3.1 (personal facultativo, diplomados y técnicos especialistas), el comunicado apunta que ya recibieron el pago el pasado mes de julio por «los objetivos de prevención de riesgos laborales y de presencia efectiva en el lugar de trabajo». Según ha podido saber el Diari, la decisión de los consejeros de no pagar las DPO a esta parte de la plantilla surge tras analizar el informe encargado a Intervención que desaconsejaría su pago. Cabe recordar que el propio consejo de administración solicitó en su última reunión contar con el respaldo jurídico sobre si el pago era favorable o desfavorable ante la delicada situación finaciera actual.

La decisión adoptada por el consejo de administración abre distintos interrogantes. El primero, qué ocurrirá con las DPO de 2016, que se tendrían que pagar a principios del año que viene. Todo hace pensar que si la situación de déficit del centro hospitalario no mejora tampoco se pagarán. Sobre todo si se coge como ejemplo que el resto de consorcios hospitalarios financiados por la Generalitat que cerraron el año pasado con pérdidas no han pagado las DPO.

Los empleados, indignados

En segundo término están los trabajadores del Hospital, que llevan un largo periplo de rifirrafes con la dirección y también internos, ya que no puede olvidarse que rechazaron entrar a formar parte del consejo de administración. En medio de esta situación, la plantilla recibió la noticia de ayer con una gran consternación.

Según declaraba este viernes la presidenta del comité de empresa, Alicia Martín, la decisión adoptada por la dirección es la gota que ha colmado el vaso de su paciencia y anuncian movilizaciones porque «nos sentimos engañados». Para empezar , tienen previsto asistir al pleno monográfico sobre salud de la semana que viene para pedir la dimisión de los responsables del impago de las retribuciones variables.

También tienen intención de seguir adelante con el proceso judicial para reclamar la ejecución forzosa del acto de mediación del Tribunal Laboral de Catalunya (TLC). Esto responde a que los trabajadores anunciaron la semana pasada la presentación de una denuncia contra la dirección del centro por las DPO adeudadas de 2015.

A pesar de todo, desde el comité de empresa han mandado un mensaje tranquilizador a la ciudadanía asegurando que cumplirán escrupulosamente con su trabajo y que el servicio no se resentirá.

Temas

  • REUS

Comentarios

Lea También