Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Reus Política Municipal

La crisis del Hospital de Reus devora un millón de euros del presupuesto municipal

Por primera vez tiene un impacto en las cuentas del consistorio tras quedar exento de IBI y la condonación del Plan de Ajuste. El gobierno presenta un presupuesto consolidado de 323 millones pero la oposición en bloque no lo aprobará

Francesc Gras

Whatsapp
Imagen del último pleno celebrado en el Ayuntamiento de Reus. Foto: A. González

Imagen del último pleno celebrado en el Ayuntamiento de Reus. Foto: A. González

El gobierno municipal ha presentado los presupuestos para este ejercicio que llevará al pleno del viernes. Son unas cuentas que, por primera vez, muestran el impacto negativo de la situación de crisis que atraviesa el Hospital Sant Joan con cerca de un millón de euros. Esto es así por la decisión de que el centro hospitalario quede exento de pagar el IBI (alrededor de 650.000 €) y la condonación del préstamo del Plan de Ajuste. Ambas decisiones son fruto del acuerdo que se suscribió con parte de la oposición para ayudar a revertir la situación del Hospital y como parte fundamental de su plan de rescate.

El concejal de Hisenda, Joaquim Enrech, ha presentado la propuesta del gobierno municipal en rueda de prensa. Ésta pasa por un presupuesto consolidado de 323 millones de euros (un 1,19€ más que en 2016) «que priorizan la atención a las personas, la cultura, la proyección de ciudad y que siguen poniendo orden al Ayuntamiento». En este sentido, las áreas que más se incrementan respecto al 2016 son la de Benestar Social (+15%); Cultura (+13,4%) y Promoció de Ciutat (+26 %). También hay que señalar la reducción de la deuda vía finalización del Plan de Ajuste gracias al cierre de 2016 con un superávit de 5,9 millones de euros.

Vinculada con la importante cifra que arroja el remanente de tesorería, también está un capítulo de inversión de un total de 6,5 millones de euros entre Ayuntamiento y empresas municipales. Entre las principales partidas están las de carácter social, cultural y de formación de las personas.

Campaña en Facebook

Ahora bien, para que el presupuesto 2017 obtenga luz verde, el gobierno municipal necesita el apoyo de la oposición. Una realidad más que improbable. Sobre todo después de que toda la oposición en bloque (CUP, PSC y Cs) haya asegurado que votarán no a las cuentas. El último en hacerlo fue Cs, que justificó su posición contraria por no compartir «el modelo económico del alcalde Pellicer, basado en el endeudamiento continuo y reiterado».

No obstante, Enrech no ha descartado ningún escenario y apeló a la «responsabilidad de todos los partidos hacia unos presupuestos que son buenos para la ciudad» y recordó que «incorporan varias partidas realizadas por la oposición». En este sentido, desde PDeCAT se ha iniciado una campaña en Facebook como parte de su hoja de ruta marcada en la que se explican los beneficios para la ciudad si se aprueban los presupuestos.

Temas

  • REUS

Lea También