Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

La tecnología móvil irrumpe en las aulas

Dos centros escolares de la ciudad de Reus, el Institut Roseta Mauri y la Escola Marià Fortuny, fueron premiados el pasado verano en el programa de capacitación digital mSchools de la fundación Mobile World Capital Barcelona 

Cristina Sierra

Whatsapp
La escuela Marià Fortuny fue pemiada por la propuesta tecnológica ‘El Carrilet’. FOTO: Alba Mariné.

La escuela Marià Fortuny fue pemiada por la propuesta tecnológica ‘El Carrilet’. FOTO: Alba Mariné.

Integrar las tecnologías móviles en clase y que los alumnos las consideren un complemento para el aprendizaje es uno de los logros de dos centros reusenses, el Institut Roseta Mauri y la escuela Marià Fortuny. Ambos promueven la inclusión de las nuevas tecnologías en el sistema educativo con el fin de adquirir habilidades. El pasado verano los dos fueron premiados por diversos proyectos en el marco de la celebración del programa de capacitación digital mSchools de la fundación Mobile World Capital Barcelona (MWCapital). 

En la categoría ‘Mobile History Maps’, relacionada con la geolocalización aplicada al ámbito educativo, la escuela Marià Fortuny fue galardonada por la propuesta El Carrilet, en la que los alumnos de quinto A de Educación Primaria del pasado curso pudieron investigar sobre el antiguo Carrilet que unía Reus con Salou. Todo el conocimiento adquirido, lo pudieron agrupar dentro de una página web elaborada con Wix.com.

El proyecto se enmarcó en el programa ‘Apadrinem el nostre patrimoni’, promovido por la Generalitat con la finalidad de conocer mejor un elemento local profundizando en múltiples ópticas: el punto de vista histórico (mediante entrevistas y trabajo de campo), el artístico (a través de fotografías antiguas), el cultural e incluso el tecnológico (por concebir un espacio digital para la información). 

Según valora la directora de la escuela Marià Fortuny, Núria Sabaté, que lideró junto a Laura Brull el proyecto, «los jóvenes tuvieron la oportunidad de convertirse en investigadores, reporteros y creadores web, entre otros perfiles. Significaba mucha responsabilidad. Fue la primera distinción en tecnología de la escuela y nos motivó, además que son alumnos que ya trabajan con el internet de las cosas».   

Desde el Institut Roseta Mauri se creó un proyecto de robots sociales que triunfó en mSchools. FOTO: Alba Mariné

En el caso del Institut Roseta Mauri fue distinguido en la categoría App Education en la temática ‘Comunitats Sostenibles’ por su proyecto Robots Socials, els teus nous amics. Se trata de una innovadora startup especializada en soluciones robóticas para la salud y la educación. La iniciativa se basó en el diseño y la creación de tres robots con una finalidad social. 

Éstos, NanyBot, ProfeBot y PastiBot, ayudan a diferentes perfiles según edad y necesidades. NanyBot parte de una aplicación móvil conectada a Arduino que contribuye en la mejora de la autonomía de niños pequeños (2-5 años), ya que se crean rutinas y hábitos diarios mediante una interfície sencilla; el ProfeBot ayuda a los estudiantes a trabajar sus competencias básicas durante la ESO; y el PastiBot recuerda a las personas de edad avanzada los horarios de su medicación.

Compartir conocimiento
El centro educativo Roseta Mauri también obtuvo otro premio en la temática ‘Inclusió, equitat i educacio sostenible’ por el proyecto Learn&Share. Éste producto tiene la finalidad de compartir conocimiento mediante el emparejamiento de gente con las mismas necesidades de estudio. Para una mayor sinergia, simplemente se han de señalar las materias que no se dominan a la perfección. Por otra parte, en la categoría Mobile History Maps, los alumnos del Roseta Mauri fueron distinguidos por su contribución en el anfiteatro de Tarragona.

«Sobre la experiencia en el certamen, cabe decir que participar ya es un logro para los alumnos. La tecnología en sí, ya se trata de una tema motivacional que alenta a los estudiantes a seguir aprendiendo por su cuenta. Hemos detectado que  ganan autonomía y que mediante juegos aprenden más de lo que creen», añade el profesor de tecnología del Institut Roseta Mauri, Toni Soler. Además, concluye que «la integración del móvil en las aulas se separa del concepto de distracción en el momento en que se asigna una tarea concreta. Con lo cual, ellos exploran una versatilidad del teléfono más allá del mero entretenimiento».  

Ducha inteligente y los inicios en robótica
La escuela Marià Fortuny, como muchos otros centros de Reus, se suma a al estudio de la robótica. «Aunque aún estamos en los inicios, nos hemos arriesgado con la aplicación en algun curso y supone todo un reto», explica la directora del Marià Fortuny, Núria Sabaté. Por su parte, el Institut Roseta Mauri ya mira hacia el futuro y ya prepara de cara al torneo de Lego un nuevo proyecto: una ducha ‘smart’, es decir, inteligente, mediante la cual se puede ahorrar agua. La llamada ‘ECOshower’ se puede controlar a través del móvil, con agua caliente desde la primera gota, 100% personalizable y con registro de consumo por usuario a través de gráficos. 

Temas

Comentarios

Lea También