Lleida devuelve la luz a un conjunto del reusense Modest Gené

Ecce Filius Tuus es uno de los pasos más destacados de la Semana Santa de Lleida. Es obra del escultor reusense y, ahora, las tres esculturas han sido restauradas

MONTSE PLANA

Whatsapp
Los restauradores Lluís Capdevila y José Antonio Ferrer durante los trabajos realizados sobre las tres figuras del paso. A la derecha, detalle de los rostros.  Firma: Cedida

Los restauradores Lluís Capdevila y José Antonio Ferrer durante los trabajos realizados sobre las tres figuras del paso. A la derecha, detalle de los rostros. Firma: Cedida

El legado del escultor Modest Gené (Reus, 1914-Bata, 1983) es bien presente en su ciudad natal, con un papel muy destacado en la imaginería, siendo autor de obras tan importantes como el Sant Crist de la Sang o la imagen del Sant Crist yacente en el sepulcro, entre muchas otras. Pero su obra transcendió fronteras y se encuentra repartida por varios países de todo el mundo, donde es muy apreciada. Lo es especialmente en la ciudad de Lleida, donde recientemente se ha restaurado el paso procesional Ecce Filius Tuus, conocida popularmente como ‘el Calvari’, uno de los más destacados de Lleida junto a la Mare de Déu de la Soledat, también obra de Modest Gené.

Lluís Capdevila y José Antonio Ferrer han sido los encargados de restaurar el conjunto escultórico formado por tres piezas –el San Cristo, la Madre de Dios y San Juan– y que representa la tercera palabra de Jesús en el momento de la Crucifixión. «Son esculturas con una gran singularidad, con un ropaje con una volumétrica muy atrevida y, en cambio, las carnes están trabajadas con un estilo muy clásico. Dos atributos tan distintos y que en su conjunto dan tanta fuerza a esta obra», relata Capdevila, un estilo que atribuye «a la creatividad de Modest Gené», y a lo que Ferrer añade: «Son realmente excepcionales».

Ambos cuentan con una extensa experiencia en el mundo de la restauración, pero esta ha sido la primera vez que han realizado una intervención de gran magnitud sobre una obra del escultor reusense. Recuerdan que habían hecho una pequeña intervención sobre la Mare de Déu de la Soledat «que presentaba pequeñas fracturas, pero fue algo muy discreto, nada que ver con este trabajo».

La intervención sobre Ecce Filius Tuus ha consistido, sobre todo, en la recuperación de la cromática original. Cuentan que estaba muy dañada «porque se habían aplicado barnices sin tener conocimiento, y esto había contribuido a su degradación y a que el color se oscureciera». También han actuado sobre fracturas que se ubicaban, sobre todo, en las partes bajas, haciendo una consolidación del bloque escultórico para, después, proceder a la recuperación cromática original, eliminando los barnices y buscando el color original a partir de pequeñas muestras.

Se han reparado fisuras y recuperado el color. firma: Cedida

Detallan que especialmente el Sant Crist presentaba fracturas, unos desperfectos que se han ido originando a lo largo de los años, tras salir cada año en procesión y también por la sensibilidad de la madera a las temperaturas.

Mes y medio, dedicando entre siete y ocho horas diarias, es el tiempo que Lluís Capdevila y José A. Ferrer han destinado a la restauración de este singular conjunto que se estrenó en la Processó del Sant Enterrament de la noche del Viernes Santo de la Semana Santa de Lleida de 1944.

El conjunto llegaba a la capital del Segrià después de ser admirado en Tarragona. Y es que la obra estuvo expuesta durante casi un mes en el ayuntamiento tarraconense antes de ser trasladada a Lleida, donde es muy apreciada. Ahora, más de setenta años después, el conjunto vuelve a brillar con todo su esplendor. Tras el mes y medio de trabajo, la restauración fue bendecida el pasado 17 de octubre en la Catedral Nova de Lleida por el obispo Salvador Giménez, acompañado por el obispo emérito Joan Piris, y con la presencia de las dos hijas del escultor, Maria del Carme Gené y Glòria Gené.

De Reus al mundo

Modest Gené, nacido en Reus, cursó Bellas Artes en Barcelona. Desde muy joven, su arte destacó, obteniendo numerosos premios y becas al extranjero. Realizó numerosas obras religiosas y destaca también a partir de 1957, cuando se trasladó a Guinea Ecuatorial, donde realizó esculturas que reflejan la vida y costumbres de África. En 2011, 28 años después de su muerte (en 1983), el Ayuntamiento de Reus le concedió el título de Hijo Ilustre como reconocimiento de su importante trayectoria como escultor. En su ciudad natal, cabe también recordar que Gené es el autor de la versión original de los actuales Nanos.

Temas

Comentarios

Lea También