Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Oftalmología: Los ojos del Hospital Sant Joan de Reus

Once médicos especialistas trabajan en un servicio donde se tratan las patologías oculares, especialmente en personas adultas a partir de los 50 y 60 años

Joan Morales

Whatsapp
Imagen de los profesionales del servicio de Oftalmología dels Sant Joan, encabezado por Pere Romero. Foto: alfredo gonzález

Imagen de los profesionales del servicio de Oftalmología dels Sant Joan, encabezado por Pere Romero. Foto: alfredo gonzález

El servicio de Oftalmología del Hospital Sant Joan de Reus cuenta con 11 médicos especialistas, además de un optometrista y de los residentes que forma. Aunque cubre la zona del Baix Camp y del Priorat, desde 2010 también ofrece apoyo a los hospitales de Móra d’Ebre y Amposta. Las tres patas sobre las que trabaja este servicio son las de consultas, quirófano y pruebas diagnósticas y, aunque ocurre en muy pocos casos, si ingresa algún paciente lo hace en la planta de especialidades quirúrgicas, pero «sólo cuando se trata de grandes traumatismos o infecciones graves», explica el director del servicio, Pere Romero, quien puntualiza que «prácticamente el 99% de nuestra cirugía es mayor ambulatoria, por lo que el paciente está unas horas en observación y después se va a casa». Romero también aprovecha para puntualizar que «los oftalmólogos, lo único que no hacemos es graduar la vista, aunque mucha gente crea que sí. Esa es una labor que lleva a cabo el optometrista».

La unidad de Oftalmología del Sant Joan se dedica al tratamiento de las patologías oculares, tanto las del segmento anterior como las del posterior. Entre las primeras, Romero comenta que «están todas las que son de la parte cognitiva, como la córnea, patologías del cristalino (cataratas), patologías de anexos oculares (párpados) o glaucomas». Mientras que entre las segundas estaríamos hablando de las patologías de la retina y del vitrio (el líquido que hay detrás del cristalino), como pueden ser muchas enfermedades como la retinopatía diabética o la degeneración macular asociada a la edad, es decir, «patologías más prevalentes que te pueden llevar a la ceguera», puntualiza el director del servicio.

Entre estas las patologías, las que más se tratan en esta unidad están las cataratas que, por indicaciones del Servei Català de la Salut, no pueden ser operadas más tarde de los seis meses desde que son detectadas. Romero recuerda que «nosotros, desde que el paciente es visto por nuestro oftalmólogo hasta que es operado pasa una media de 4,7 meses». Respecto al tratamiento del glaucoma, el servicio de Oftalmología del Hospital Sant Joan de Reus tiene dedicados en exclusiva a dos de sus médicos. Se trata de una enfermedad que afecta a un 2% de la población y consiste en la pérdida del campo visual de la periferia al centro. «Es una visión que nunca se recupera, por lo que es muy importante coger la enfermedad a tiempo», comenta Pere Romero.

 

Retinopatía diabética

Otra patología muy común es la retinopatía diabética. La diabetes afecta a un 10% de la población y de éste, se calcula que un 8% desarrollará retinopatía diabética. Por último, y respecto a la degeneración macular asociada a la edad, afecta a personas mayores de 60 años y lo que se daña es el centro de la retina. La mitad de éstas son atróficas y no puede aplicarse ningún tratamiento, pero la otra mitad acostumbra a ser de tipo bascular. Es aquí donde se aplican las inyecciones antivítreas contra el crecimiento de neovasos, que se inyecta en el ojo y que, aunque no pueden evitar que el paciente vuelva a tener la visión que tenía antes, sí que para esta pérdida de visión.

En Oftalmología del Sant Joan prácticamente no tienen pacientes jóvenes, ya que la mayoría de estos tienen a partir de 50 o 60 años. Respecto a los niños, cuentan con un oftalmólogo pediátrico y con el optometrista y el ‘ojo vago’ es la enfermedad que más tratan entre los pequeños. En cambio, y según explica Romero, últimamente están constatando un aumento de casos de miopía en edades intermedias (a partir de ocho y nueve años) y en adultos. «En sociedades desarrolladas como la nuestra podría tener que ver con que dedicamos mucho más tiempo en trabajar la vista de cerca, por los ordenadores u otros dispositivos como las tablets o los teléfonos móviles. Aquí, hay diferentes tratamientos como son las gafas, las lentes de contacto o también la cirugía estética».

Respecto al servicio de Urgencias oftalmológicas, el Hospital Sant Joan ha empezado a trabajar recientemente en coordinación con el Joan XXIII de Tarragona para que siempre haya un oftalmólogo de guardia en algunos de estos dos hospitales. También es muy importante la parte docente ya que, a parte de los residentes que forma, cuenta con una unidad donde se dan clases a alumnos a partir de tercero de Medicina. Por último, el servicio de Oftalmología cuenta con un grupo propio de investigación, creado dentro del Institut d’Investigació Sanitaria Pere Virgili, donde el estudio de la retinopatía diabética es uno de sus fuertes.

Temas

  • REUS

Comentarios

Lea También