Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

«Rápido, dame el dinero y no hagas tonterias»: así actuó el atracador de la muleta de Reus

El hombre, que caminaba ayudado de una muleta e iba armado con una pistola, se llevó un botín de 700 euros

Àngel Juanpere

Whatsapp
Un coche de los Mossos pasa por delante de la oficina del BBVA-CX atracada, en la calle Sant Joan. FOTO: A. MARINé

Un coche de los Mossos pasa por delante de la oficina del BBVA-CX atracada, en la calle Sant Joan. FOTO: A. MARINé

«Rápido, dame el dinero y no hagas tonterias». Es el grito que efectuó a primeras horas de la tarde de ayer un hombre que atracó la sucursal que BBVA-Catalunya Caixa tiene en la calle de Sant Joan de Reus, muy cerca del antiguo hospital. El individuo, que llevaba la cara descubierta e iba con una muleta, apenas se llevó 700 euros. Los Mossos d’Esquadra y la Guàrdia Urbana de Reus pusieron en marcha un dispositivo para cerrar las principales arterias de la ciudad para detenerlo.

Fue uno de los dos robos con intimidación que sufrieron ayer entidades bancarias de la capital del Baix Camp. Y es que diez minutos después la víctima fue la oficina que La Caixa tiene en la calle Dom Bosco –ver recuadro inferior–.

El atraco del BBVA se produjo hacia la una y cuarto de la tarde. Un hombre de unos 50 años –que portaba gafas de sol– accedió a la sucursal, en la que había tres empleados y dos clientes. Se dirigió a una de las cajeras, momento en que sacó la supuesta arma de fuego. La mujer no le entendía y entonces se fue al despacho del director, al que amenazó con el arma para que fuera a la caja fuerte. Como la misma dispone de un sistema de apertura retardado, el asaltante cogió las monedas que había en los mostradores. Consiguió unos 700 euros. El atraco duró muy pocos minutos. Cuando se marchó el ladrón, los empleados accionaron la alarma.

La peculiaridad del caso es que el atracador llevaba una muleta. Todo parece indicar que la pistola era de mentira. De su indumentaria se sabe que vestía una especie de jersey lila y los pantalones eran oscuros. Fuentes consultadas por el

Diari
apuntaron que no parecía un profesional. Algunos testigos señalaron que podría ir ebrio.

Temas

  • REUS

Comentarios

Lea También