Reus destina 9 millones de euros en dos años para paliar el golpe de la Covid

Plan de Reactivación. El Ayuntamiento reafirma su compromiso con los sectores más afectados y detalla que este 2021 se destinarán unos 4,5 millones

Montse Plana

Whatsapp
Bons Reus es una de las acciones del Pla de Reactivació que tendrá continuidad.  FOTO: Fabián Acidres

Bons Reus es una de las acciones del Pla de Reactivació que tendrá continuidad. FOTO: Fabián Acidres

El Pla de Reactivació Econòmica i Social de Reus tendrá continuidad este 2021. Se trata del plan de choque que el Ayuntamiento empezó a implementar en mayo de 2020 tras las necesidades económicas y sociales surgidas de la crisis de la Covid-19. Una intención por parte del Ayuntamiento de Reus que ya se conocía, pero esta tarde el equipo de gobierno ha querido reforzar su compromiso tras celebrar, este mismo lunes por la mañana, una nueva Cimera per a la Reactivació Econòmica i Social de Reus con representantes del tejido económico y social de la ciudad, los portavoces de los grupos municipales y los concejales implicados. Una reunión en la que las partes implicadas han podido hacer un balance de las medidas ya implantadas y en la que el consistorio, por su parte, ha fijado las prioridades en esta ‘segunda parte’ del plan. 

Aun así, y estando ya a finales de febrero, todavía no se han detallado cuáles serán las líneas en las que se trabajará en los próximos meses, «sino que se irán concretando en función de las necesidades», han señalado el alcalde de la ciudad, Carles Pellicer, y la vicealcaldesa Noemí Llauradó. Lo que sí han avanzado es que, en gran parte, se tratará de dar continuidad a acciones que ya se están llevando a cabo, además de plantearse introducir algunas de nuevas. En este sentido, cabe recordar que a principios de este mes de febrero se anunció un nuevo paquete de ayudas para la restauración, los gimnasios y marchantes, con una moratoria de las tasas de ocupación de la vía pública y la recogida de la basura. Acción que los sectores beneficiados agradecen pero, a la vez, piden ayudas directas para poder sobrellevar su difícil situación, tras meses cerrados y, ahora, los horarios restringidos y las limitaciones en cuestión de movilidad.

Tampoco se ha concretado el presupuesto exacto de las futuras medidas, aunque sí se aseguró que será «similar» al del año pasado, que fueron 4,5 millones de euros «de recursos propios». Cantidad que, según ha detallado la concejala de Hisenda, Mariluz Caballero, 2 millones de euros se cubrirán con el fondo de contingencia, ya previsto en los presupuestos municipales de este 2021. «También estamos trabajando en la liquidación de 2020 y, a partir de aquí, valorar el remanente o hacer modificaciones de crédito», ha añadido. Tampoco se renuncia a «ayudas que puedan proceder de otars administraciones», ha recordado Noemí Llauradó.

En total, el Ayuntamiento de Reus habrá destinado 9 millones de euros en sólo dos años (entre 2020 y este 2021) a medidas y actuaciones de apoyo a los sectores más golpeados por la crisis económica y social que está dejando la Covid-19. Un intento de dar un respiro, ni que sea pequeño, a todos los sectores que están sufriendo más directamente los efectos de la pandemia y las restricciones para intentar contener su avance. «Es todo lo que el Ayuntamiento puede ofrecer y lo es gracias a la situación estable de la que goza actualmente el consistorio», ha subrayado por su parte Carles Pellicer.

Según ha detallado la vicealcaldesa, el Pla de Reactivació está ejecutado en un 85%, aproximadamente, y destacan líneas en el ámbito comercial, como la campaña de Bons Reus; social, con, por ejemplo, un plan de choque alimentario; o empresarial, con incentivos para que se instauren en Reus nuevas empresas que permitan crear puestos de trabajo.

Precisamente el empleo es el aspecto en el que, ahora mismo, el equipo de gobierno quiere poner el foco, como ha subrayado Llauradó: «El fomento del empleo será uno de los ámbitos a potenciar. Se tienen que generan puestos de trabajo de más calidad, más estables... Necesitamos una estrategia». Así, por ejemplo, se quiere evitar que los trabajadores que actualmente se encuentran en Expediente de Regulación Temporal en Empleo (ERTE) terminen en un ERE.

Temas

Comentarios

Lea También