Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Reus invierte 36.000 euros para esterilizar a las palomas

El Ayuntamiento instalará dispensadores con pienso anticonceptivo en seis puntos estratégicos de la ciudad para controlar a la población

F. Gras

Whatsapp
Reus cuenta con una población de 40.000 palomas. FOTO: alba mariné

Reus cuenta con una población de 40.000 palomas. FOTO: alba mariné

El Ayuntamiento de Reus continúa con su particular batalla contra la superpoblación de palomas. Tras aprobar la nueva ordenanza de animales, que contempla sancionas para aquellos que les den de comer, ahora prepara una nueva actuación para controlar su número. 
Se trata de la instalación de seis dispensadores con pienso esterilizante (Nicarbazina) en puntos estratégicos de la ciudad, ya sea en la vía pública o en tejados. El consistorio, a través de la concejalía de Medio Ambiente, prevé realizar una inversión de 36.000€ (IVA incluido). De hecho, el pasado jueves se publicó la licitación  para contratar el «servicio de refuerzo del control de población de aves salvajes urbanas en la ciudad de Reus».

La duración del contrato es de dos años con la posibilidad de prorrogarlo, de forma anual, hasta en dos anualidades más.
Según se recoge en el pliego de prescripciones técnicas, en la ciudad están detectadas hasta 12 zonas con alta densidad de palomas. Se espera que el tratamiento con pienso anticonceptivo se lleve a cabo los meses de marzo a noviembre a través de los seis dispensadores, pensados para dar servicio a un mínimo de 100 palomas cada uno. Los puntos donde se instalarán se decidirán en función de las zonas más problemáticas. 

De hecho, hace unos meses la concejalía de Medio Ambiente ya llevó a cabo una prueba piloto en el paseo Mata que comportó una reducción de la colonia de palomas de alrededor del 10%. Los últimos datos dados a conocer desde el Ayuntamiento cifran la población total en 40.000 palomas.   

Más mano dura
El pasado mes de mayo, el Ayuntamiento puso en marcha una campaña de sensibilización para que fueran los propios ciudadanos los que contribuyeran a luchar contra la masificación de palomas. Con el título Ajuda’ns a controlar la població de coloms, se instó a la ciudadanía a ayudar en la solución. 

Una de las características de la campaña era el endurecimiento de las sanciones a las personas que alimentaran a las aves, registrada después en la nueva ordenanza y acompañada por un incremento de la presencia de agentes de la Guàrdia Urbana patrullando en las calles.

Temas

Comentarios

Lea También