Más de Reus

Un conductor borracho intenta quitar la pistola a un agente en Reus

Los hechos han ocurrido a primera hora de este martes en la calle Bernat Cabrera de la capital del Baix Camp

Jordi Cabré

Whatsapp
FOTO: DT

FOTO: DT

La Guàrdia Urbana de Reus ha detenido esta mañana de martes a un conductor de Reus que habría circulado ebrio. Sin embargo, el arresto no ha sido por un delito contra la seguridad al tráfico, puesto que ha sido arrestado cuado había estacionado el vehículo en la calle Bernat Cabrera.

Los hechos por los que ha sido arrestado es por un delito de amenazas, desobediencia a la autoridad y negarse a realizar la prueba de alcoholemia. El hombre, además de insultar gravemente a los agentes, ha intentado incluso hacerse con la pistola de uno de ellos.

Los hecho se han producido poco después de las 7 de la mañana. La Guàrdia Urbana de Reus ha recibodo un mínimo de dos llamadas alertando que un Renault estaba haciendo unas maniobras muy sospechosas y poniendo la seguridad del tráfico en peligro.

La presencia de las patrullas no ha dado resultado hasta que caminando por la calle han visto una persona que podría ser el conductor del vehículo por su aparente estado de embriaguez.

El hombre ha admitido que era el conductor del Renault que sería el causante de la conducción temeraria y seguidamente ha empezado a vociferar e insultar a los agentes, amenazándolos sin miramientos. Mientras se intentaba rebajar la tensión, se han desplazado al lugar más patrullas de la Guàrdia Urbana para resolver el conflicto.

En un momento de la situación, el conductor se ha acercado a uno de los agentes y ha puesto la mano en el cinturón para coger el arma corta del agente, sin lograrlo.

La mediación ha finalizado y se ha procedido al arresto del conductor que se ha llevado a comisaría. El coche estacionado no ha sido necesario llevarlo al depósito y se ha hecho cargo de él su madre, que ha presenciado todo el incidente, ya que iba con su hijo en el momento que ocurrían los hechos.

Temas

Comentarios

Lea También