Más de Reus

Un estudio que ayuda a conocer mejor a los vecinos de Reus

Entidades. La concejalía de Relacions Cíviques presenta un estudio sobre la situación actual e inquietudes de las agrupaciones vecinales

Cristina Valls

Whatsapp
Imagen de archivo de una de las asociaciones de creación reciente, Reus Nord. FOTO: A. Mariné

Imagen de archivo de una de las asociaciones de creación reciente, Reus Nord. FOTO: A. Mariné

Entidades vecinales como «agentes clave» al servicio de la ciudadanía e «interlocutores imprescindibles» para mejorar los barrios. Así describió ayer la concejala de Relacions Cíviques, Montserrat Caelles, las asociaciones de vecinos de Reus. Lo hizo en la presentación de conclusiones de un estudio del movimiento vecinal, elaborado por la consultora Irene Borràs. A través de la recopilación de información de encuestas virtuales y entrevistas en profundidad realizadas a 33 entidades (86,84%) de las 38 existentes, la experta extrajo información útil cuya finalidad es articular acciones de futuro; servirán para que concejalía y tejido asociativo vecinal sigan trabajando conjuntamente.

Las líneas de trabajo se despliegan en tres ejes: la dotación de recursos –crear un banco de ordenadores y otros inmovilizados, establecer puntos de WiFi abierto en locales propios y apoyar la ampliación de actividades–; la conexión –crear espacios de encuentro  y cohesión y seguir potenciando el papel de la Federació d’Associacions de Veïns de Reus–; y la visibilidad de la actividad asociativa –con la potenciación de campañas de sensibilización en las que se anime a la ciudadanía a sumarse–. Este trabajo de diagnosis se debatirá, además, con la vecindad en un acto el día 26 de junio (10-13h) en El Círcol.

El estudio realizado entre este febrero y marzo presenta cuál es la situación actual de las entidades y qué necesidades tienen. Por ejemplo, recoge que el 81% de las entidades que han participado hacen pagar cuota a sus socios. «Este factor nos indica que muchas pueden operar con cierta independencia», dijo Borràs.

Otro indicador destacado fue el relativo a la trayectoria: «El 58% de las entidades se fundaron antes del 2000, están consolidadas y cuentan con experiencia». Pero el movimiento vecinal, acotó, «sigue vivo» y avanza: «Desde 2018, han surgido entidades nuevas como Zona 5, El Roserar de Mas Iglesias, AV Mas Magrané, AV Plaça Cultura de la Pau y la AV Reus Nord».

Otro asunto puesto sobre la mesa fue el de captar a más gente y, especialmente joven, para que forme parte de dichas agrupaciones y asuma el relevo. 

Refuerzo de equipamientos

El estudio pone de manifiesto, también, que el 53% de las entidades participantes necesita un refuerzo de los equipamientos básicos. Además, las hay que no cuentan con local propio.  Valoran, por otro lado, el asesoramiento personalizado y las propuestas de formación, entre otras iniciativas.

Temas

Comentarios

Lea También