Más de Sociedad

«No hagamos como que lo de la regla no va con nosotros»

Cultura menstrual. Mañana arrancan unas jornadas inéditas en la ciudad dirigidas a romper mitos sin importar el género

NORIÁN MUÑOZ

Whatsapp
Una de las imágenes de la campaña promocional de las jornadas. FOTO: Instagram

Una de las imágenes de la campaña promocional de las jornadas. FOTO: Instagram

Al principio los niños y las niñas se quedan muy parados cuando ven que vas a hablar de la regla, pero si tu lo normalizas ellos lo normalizan. Los niños tienen tabúes sobre la regla porque los adultos los tenemos. Es fácil hacerles ver que se trata de algo natural y que, entre todos, necesitamos acompañarnos». Así resume Fanny Ulldemolins Bes lo que suele encontrarse en las escuelas e institutos cuando va a ofrecer talleres sobre la menstruación, algo que lleva haciendo los últimos cuatro años.

Pero ahora el reto es mucho mayor, se trata de aproximar la ‘Cultura menstrual’ al conjunto de la ciudad. Será a partir de mañana en las jornadas La Magenta, organizadas por la cooperativa Combinats, de la cual es socia, y con el apoyo del Ayuntamiento de Tarragona (en el marco de las ayudas extraordinarias por la Covid-19 a proyectos culturales).

En boca de todos

La idea es sacar el ciclo menstrual del sitio donde ha estado escondido durante generaciones y ponerlo en el centro del debate público; un debate en el que participen tanto mujeres como hombres.

Lo cuenta bien una de las publicaciones que han realizado las organizadoras para promover las jornadas con frases que cualquier mujer puede haber escuchado: «¡Si tienes la regla quédatelo para ti!», «¡Ecs! ¡Te has manchado!», «Te puedes ahorrar los detalles», «No hacía falta que dijeras que tienes la regla»...

Son muestras de un estigma sin sentido, porque, recuerda Ulldemolins, la regla forma parte de un ciclo indispensable para nuestra supervivencia como especie. «Todo el mundo ha nacido gracias a ella... No hagamos como que lo de la regla no va con nosotros».

Y no se rehuirá ningún tema, desde cómo encaja la menstruación en el mundo laboral (y casos como el del Ayuntamiento de Girona que propone un día de permiso recuperable a las trabajadoras que sufren dolores menstruales), o la pobreza menstrual, una de los aspectos más desconocidos de la pobreza en general. De hecho, apunta, estudios recientes señalan que dos de cada diez mujeres en España no tienen acceso a compresas y tampones. «Estamos hablando de chicas que deciden no ir al instituto por miedo a mancharse en clase», apunta.

La Magenta, que nace con vocación de repetirse cada año, tendrá lugar desde mañana viernes hasta el domingo en la Cooperativa Obrera Tarraconense, coincidiendo con el Día Internacional de la Higiene Menstrual.

De la discusión a la danza

Serán tres días de charlas, talleres y mesas redondas que abordarán el ciclo menstrual desde diferentes ámbitos como la alimentación, el arte, la danza o la pedagogía, todos dirigidos a un público mixto. El 90% de los actos son gratuitos y destacan, entre otros, el acto inaugural con La Caravana Roja, movimiento consolidado a nivel estatal, o el taller familiar de cuentacuentos de la mano de Cuentropia, dirigido a niñas y niños. Debido a la pandemia es necesario apuntarse previamente.

Las jornadas contarán también con una exposición de arte a cargo del Proyecto Atalanta, que trabaja por la divulgación de la cultura menstrual a través del arte, y una muestra de productos menstruales sostenibles.

Lo dicho, que la mitad del mundo menstrúa y, por fin, toca hablar de ello.

Temas

Comentarios

Lea También