Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

Los traficantes de droga de Reus y su cantera de gallos de pelea

Los Mossos desarticulan a un grupo criminal responsable de un punto de venta de cocaína y heroína. Decomisan la droga y desmantelan una plantación de marihuana. Las aves de corral halladas tenían mutilaciones

| Actualizado a 22 julio 2022 21:01
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

Los Mossos d’Esquadra de la Unidad de Investigación de la comisaría de Reus detuvieron este miércoles, 20 de julio, a dos mujeres y a dos hombres de edades comprendidas entre los 31 y los 47 años, como presuntos autores de los delitos de tráfico de drogas, pertenencia a grupo criminal y un delito leve de defraudación de fluido eléctrico. Al día siguiente, el jueves por la mañana, detuvieron a una quinta persona, una mujer de 36 años por los mismos delitos. Esta quedó en libertad policial tras declarar en comisaría. Los otros cuatros han pasado hoy viernes a disposición judicial.

La investigación empezó el pasado mas de abril a raíz de las informaciones conseguidas por los mossos sobre un punto de venta de droga en el barrio Mas Pellicer. Durante semanas, los investigadores pudieron comprobar que un grupo criminal dedicado al tráfico de drogas y con antecedentes policiales estaba cambiando su modus operandi para desvincular a los jefes del grupo, un matrimonio, de los vendedores que tenían a pie de calle.

Además, los mossos observaron que, para evitar la acción policial, los traficantes utilizaban a personas drogodependientes y cambiaban a menudo de ubicación del punto de venta.

A pesar de las medidas adoptadas por el matrimonio, los mossos han relacionado una decena de decomisos de dosis de cocaína y heroína hechos a compradores con el grupo criminal. Por otro lado, los investigadores también ubicaron una plantación de marihuana en una finca propiedad de los mismos jefes del grupo en Reus.

El miércoles a primera hora de la mañana, los mossos establecieron un dispositivo policial con participación del Grupo Especial de Intervención (GEI), de la Brigada Móvil (BRIMO) y de agentes de Investigación y de Seguridad Ciudadana de la comisaría de Reus.

El juez decreta libertad para los cuatro imputados por un delito contra la salud pública. La causa sigue abierta y deberán comparecer cuando sean requeridos

El resultado del dispositivo fue la detención de los dos jefes del grupo, un hombre y una mujer de 39 y 31 años respectivamente. También se detuvo a dos personas más de 47 y 37 años, encargadas de la venta final de la sustancia.

Los registros en los tres inmuebles se saldaron con la localización e intervención de 43 dosis de heroína, 68 dosis de cocaína, 362 plantas de marihuana y 205 euros en efectivo. En la plantación de marihuana también se comprobó que se estaba cometiendo defraudación de fluido eléctrico.

En una de las entradas policiales se localizaron 18 gallos de pelea. La Unidad Regional de Medio Ambiente (URMA) de Mossos se hizo cargo y los libró a una protectora a la espera de un informe veterinario sobre su estado físico. Y es que una decena de los gallos presentaban mutilaciones y heridas compatibles con las peleas ilegales de estos animales.

Según el resultado de este informe veterinario, la URMA podría denunciar penalmente los detenidos por un delito de maltrato animal.

Al día siguiente a las entradas en Mas Pellicer y siguiendo con las gestiones para desarticular al grupo criminal, los investigadores detuvieron en Reus a una mujer de 36 años. Esta, después de declarar en sede policial quedó en libertad con la obligación de presentarse ante la autoridad judicial cuando sea requerida.

Los primeros cuatro detenidos, que acumulan unos 60 antecedentes, pasaron a disposición del Juzgado de Instrucción número 4 de Reus. A última hora de la tarde, el magistrado decretó libertad provisional para todos ellos con la obligación de comparecer en los juzgados cuando sean requeridos. La causa sigue abierto por un delito contra la salud pública.

Comentarios
Multimedia Diari