Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

¿ Y el Templo de Augusto?

Los asistentes a las actividades de ayer se pusieron en la piel de los arqueólogos
Whatsapp

Durante el día de ayer el Festival Tarraco Viva, que este año celebra su 17ª edición, ofreció un buen número de actividades, visitas y talleres para todos los públicos, además de un espacio para juegos de rol y estrategia, ubicado en la Antigua Audiència.

Entre las actividades que tuvieron lugar por la mañana, destacó la visita comentada por el apasionado de la historia, Miquel Blay, en la que habló sobre la antigua ciudad de Tarraco: sus características urbanísticas, sus gentes y sus costumbres, y su historia con el paso de los años.

Una treintena de personas asistió a la visita comentada por Blay que arrancó a las 11 de la mañana en la Plaça del Pallol, concretamente en la Casa Sefús, que es donde tuvo lugar la primera parte de la explicación.

Contemplando una radiografía de lo que fue anteriormente la ciudad, uno de los edificios que indudablemente suscitó más interés entre los asistentes fue el Templo de Augusto. Los estudios realizados en la Catedral de Tarragona permiten afirmar con prácticamente total seguridad que el templo erigido al emperador se ubicó en el mismo emplazamiento.

Y es que el Templo de Augusto protagonizó las dos visitas comentadas de ayer por la mañana, la de ‘Tarraco, la ciutat romana’ y ‘A la recerca del Temple d’August’ aunque la segunda mucho más detallada sobre los últimos hallazgos de esta década.

Miquel Blay, que comentó las características urbanísticas de la antigua Tarraco, dedicó una buena parte de su explicación a este edificio que aún sigue desconcertando a los arqueólogos.

Por una parte, se han encontrado evidencias de que el templo dedicado al emperador se ubicó donde actualmente encontramos la Catedral tarraconense, pero aún y así, faltan todavía más detalles por conocer de esta construcción de grandes dimensiones que se encontraba en el corazón de la parte provincial de la ciudad.

Tras la explicación ilustrada de la ciudad de Tarraco de Miquel Blay, a las 12:30, en el Pla de la Seu, se puso en marcha la visita comentada por Anna Catà de Auriga. Serveis Culturals.

Más de una veintena de personas de diferentes edades, familias, y visitantes llegados desde poblaciones como Barelona o pueblos de la provincia gerundense se sumaron a esta actividad que hizo que los participantes se pusieran en la piel de los propios arqueólogos, formulando hipótesis y desechando otras sobre la ubicación del Templo de Augusto, que hasta hace pocos años no se conocía. Desde el Pla de la Seu, los visitantes se dirigieron a la Antiga Audiència para poder ver la maqueta de la ciudad de Tarraco; allí y con la ayuda de unos sobres con pistas, los participantes en la actividad, por grupos, pudieron ir vislumbrando la situación del gran templo dedicado al emperador Augusto. Además, a los asistentes también se les fue formulando otra serie de preguntas, por ejemplo, cómo sería el templo, qué medidas tendría y cómo estaría decorado. La actividad finalizó cerca de las 14:00 horas en el Pretori.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También