Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Dos años de cárcel por intento de homicidio en la Part Alta

Uno de los acusados agredió a la víctima con dos cuchillos atados, mientras el otro procesado lo golpeaba y lo distraía

Àngel Juanpere

Whatsapp
Los hechos ocurrieron en una calle de la Part Alta.  FOTO: pere ferré/DT

Los hechos ocurrieron en una calle de la Part Alta. FOTO: pere ferré/DT

Pena mínima para dos acusados de haber intentado matar a otro hombre en la Part Alta de Tarragona. La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Tarragona ha condenado a los dos procesados a dos años de prisión por un delito de tentativa de homicidio. Pero además, la pena de cárcel se deja en suspenso con la condición de que no vuelvan a delinquir en el plazo de tres años. Sí que tendrán que indemnizar a la víctima con 480 euros por los días de hospitalización, con 6.780 por los de incapacidad y con 849,61 por las secuelas sufridas. Es el acuerdo de conformidad al que llegaron el fiscal, la acusación particular y las defensas antes de la celebración de la vista oral. Inicialmente, el Ministerio Público solicitaba ocho años de prisión.

Los hechos se remontan a la noche del 20 al 21 de diciembre de 2012 en un domicilio de la Part Alta de Tarragona, donde residía de A.P.C. En dicha vivienda se encontraba la novia de éste, J.A.B.T., la hermana de ésta y un amigo, S.E.S. A la 1.26 horas, los dos acusados, Rafael G.A. y Manuel M.L.  –éste hasta hacía poco pareja de J.A.B.T.–, se acercaron al portal, donde empezaron a gritar y a pedir que bajara a la calle S.E.S. En lugar de él lo hizo J.A.B.T., quien comenzó a discutir con ambos.

A continuación bajó a la calle S.E.S., momento en el que vio que Rafael G.A. llevaba dos cuchillos atados con alambres a cada una de sus manos y los esgrimía hacia él con tono amenazante. Mientras, Manuel M.L. le decía: «Mátalo, mátalo» y «pínchalo, pínchalo», a la vez que le empujaba. 

Rafael le dio a la víctima una primera puñalada en el costado, «con claro conocimiento de que podría haber afectado a órganos vitales y de sus consecuencias lesivas, pudiendo llegar a producir la muerte». Para contrarrestar la agresión, A.P.C. arrojó desde la ventana de su casa a S.E.S. un palo de escoba con el que poder defenderse. Mientras éste intentaba mantener alejado a Rafael, Manuel le pegaba y daba empujones por detrás, provocando que se distrajera y se diera la vuelta, hecho que Rafael aprovechaba para acercarse y darle más cuchilladas. Durante la agresión, J.A.B.T. arañó en la cara a Rafael.

Finalmente, Rafael y Manuel abandonaron el lugar, dejando a S.E.S. ensangrentado, siendo socorrido por J.A.B.T. y su hermana. Como consecuencia de la agresión, S.E.S. padeció lesiones que precisaron para su curación de tratamiento médico-quirúrgico y tardaron 120 días en sanar, de los cuales siete estuvo hospitalizado y los restantes 113 estuvo impedido. Le queda como secuelas una cicatriz de 16,5 centímetros en el hemitórax, otra de 1,5 en la pared abdominal y otra de un centímetro en la zona inferior hepática.

Temas

Comentarios

Lea También