Más de Tarragona

El Camp de TGN tiene la segunda tasa delictiva más alta de Catalunya

Según el balance de los Mossos d'Esquadra de 2016, en la región se produjeron 66,94 hechos delictivos por cada 1.000 habitantes

Agencias

Whatsapp
Una patrulla de los Mossos y una ambulancia, tras un atraco a una farmacia en Reus en diciembre. FOTO: A. MARINÉ

Una patrulla de los Mossos y una ambulancia, tras un atraco a una farmacia en Reus en diciembre. FOTO: A. MARINÉ

La región policial del Camp de Tarragona sigue teniendo la segunda tasa delictiva más alta de toda Catalunya, con 66,94 hechos delictivos por cada 1.000 habitantes durante el pasado año 2016. Sólo la región policial metropolitana de Barcelona, con 108 hechos por cada 1.000 habitantes, supera a la tasa tarraconense. Por detrás vienen Girona (58,74), la región metropolitana sur (52,98), la metropolitana norte (48,94), Ponent (44,98), Terres de l’Ebre (40,05), región central (31,48) y finalmente el Pirineu Occidental (27,96). Todo ello según el Balanç de Seguretat i Activitat Policial 2016 presentado ayer por los Mossos d’Esquadra.

El informe refleja que durante el año pasado, en el Camp de Tarragona se registraron 40.980 hechos delictivos, lo que supone por cierto una reducción del 4,58% respecto a los 42.949 de 2015. Pero esa reducción no ha servido para que la demarcación deje de tener la segunda peor tasa de toda Catalunya. En cuanto a les Terres de l’Ebre, el total de hechos delictivos en 2016 fue de 7.324. Allí, la reducción es del 4,52% respecto a los 7.671 del año anterior.

En cuanto a la tipología, a nivel de toda Catalunya los homicidios y asesinatos aumentaron un 28,57% respecto a 2015, pasando de 42 a 54, y las agresiones sexuales un 9,43%, mientras que se redujeron un 2% los robos en domicilio.

Respecto a los homicidios, el 69% víctimas fueron hombres y solo tres casos fueron menores, y los principales motivos fueron las peleas (29,6%), violencia de género (14,8%), agresiones (14,8%) y violencia doméstica (13%).


El escándalo de los Maristas
En delitos contra las personas, subieron un 43,47% las denuncias por abusos sexuales, lo que se explica por el escándalo vinculado a las escuelas Maristas en Barcelona en febrero de 2016 –que destapó varios presuntos casos– y también contribuye el aumento de la edad de consentimiento de 13 a 16 años.

Los robos con fuerza en domicilio se redujeron un 2%, gracias a la activación del plan operativo específico en su nivel más alto, lo que supuso pasar de 27.483 a 26.942. La tendencia de esta tipología delictiva había estado al alza en los últimos años pero, según el Departament d’Interior, la presión policial y la colaboración ciudadana han contribuido a frenar esta progresión, si bien los robos con violencia e intimidación aumentaron un 2,54%.

El tipo de vivienda más victimizada fue el piso o apartamento (55,6%) seguido de las casas (41%) y masías (3,4%), y los principales métodos fueron forzar la puerta con una llave falsa, fracturar el bombín, entrar por la ventana y escalar. En 2016 disminuyeron los robos en establecimiento comercial en un 4,42% y a empresas, con un descenso de 18,31%, mientras que los hurtos se redujeron un 0,65%. Los robos violentos cayeron un 5,51% pero dentro de este apartado han aumentado los tirones un 2,33%, mientras que los otros robos en el espacio público bajaron un 6,43%.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También