Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

"El Mercat será el motor de Tarragona"

Entrevista | Maria Virgili Presidenta Associació de Venedors del Mercat Central de Tarragona perfil |

Francisco Montoya

Whatsapp
Maria Virgili, en una imagen de archivo. FOTO: LLUÍS MILIÁN

Maria Virgili, en una imagen de archivo. FOTO: LLUÍS MILIÁN

Maria Virgili es la presidenta de la Associació de Venedors del Mercat Central desde enero de 2015. En nombre de todos los paradistas y el suyo propio –regenta una carnicería en el recinto–, celebra ilusionada que por fin haya fecha de reapertura tras las obras: el 16 de marzo.
- ¿Creen que esta vez la fecha sí es la buena? - Sí, sí, ahora sí nos lo creemos.

- ¿Por qué? - Por varias razones. Porque nosotros ya estamos trabajando dentro del nuevo edificio, porque la obra ya está recepcionada por el Ayuntamiento... Hay muchos inputs que nos hacen creer que esta vez sí será la buena.

- ¿Y qué sensación les deja que al fin haya llegado este momento? - Una enorme sensación de alegría, porque ya era hora de cerrar un ciclo que tendría que haberse cerrado hace tiempo. Y nos genera también un poco de nerviosismo y expectación a la vez, sensación de ‘a ver qué pasa’ . Porque cada uno de nosotros nos jugamos mucho, nos hemos embarcado invirtiendo todos mucho dinero.

- ¿Les gusta la fecha? ¿Es la que habrían elegido? - Más que gustarnos o haberla elegido, es una fecha factible, que está a tiro. Ahora bien: nos tenemos que poner a ello, porque hay mucho trabajo por hacer de aquí a la inauguración. Es una buena fecha, desde luego, pero ni mucho menos está todo hecho ni cerrado. Tendremos que trabajar.

- ¿Preocupa que el Mercat abra con paradas vacías? - Es lo que más nos preocupa ahora mismo. Desde el minuto cero dijimos que queríamos que el Mercat Central abriese lleno al 100%. Es muy importante que cualquier mercado o centro comercial abra con todas sus paradas o locales en funcionamiento. Estoy de acuerdo en que un 100% es difícil, pero que haya ocho paradas cerradas de un total de 48 para nosotros no es un buen baremo.

- Dice la concejal que están en ello con el tema. - Se nos dijo que en diciembre saldría la licitación de esas paradas, pero estamos a mitad de enero y todavía no ha salido. Y eso nos preocupa muchísimo, porque una cosa es que por la razón que sea no haya tiempo para que una parada esté abierta y a pleno rendimiento el día de la inauguración, y otra es que no esté ni siquiera licitado el concurso. No nos gusta, y visto cómo de lenta es la burocracia de la Aministración, nos da miedo. Nos volvemos a encontrar, dentro del tema del Mercat Central, con otra cosa que no cumple plazos.

- ¿Qué sensación les quedará de esta década de obras? - De entrada, que menos mal que la crisis económica nos cogió en la carpa, menos mal que cuando empezó la crisis ya habíamos hecho el cambio. Porque nos llega a coger en el antiguo Mercat y seguramente ya no habría Mercat Central, ya no existiríamos ninguno de nosotros.

- ¿Por qué? - Los últimos años en el mercado antiguo, antes de las obras, fueron muy difíciles. Piensa que literalmente se nos caía el edificio a trozos. Así que ir a la carpa, dentro de ser provisional, supuso una mejora. Lo que pasa, volviendo a lo de la sensación, es que se ha alargado demasiado.

- Y ahora, ¿qué les inspira el retorno a su ‘casa’? - Somos muy optimistas y creemos que el Mercat será el motor comercial del centro de Tarragona. No es que lo creamos, es que tiene que ser así. Es verdad que hay mucho trabajo por hacer, pero nosotros nos lo creemos y no tenemos duda de que lo conseguiremos: con la ilusión y con las expectativas con las que asumimos el reto, no puede ser de otra manera.

Temas

  • TARRAGONA

Lea También