Más de Tarragona

Tarragona Vía pública

La calle Ixart tendrá el primer parque infantil inclusivo del centro de TGN

El proyecto ya está redactado, supondrá una inversión de 86.000 euros y se prevé que esté acabado de cara al próximo curso escolar

NÚRIA RIU

Whatsapp
Se sustituirán las plazas de aparcamiento de motos por un parque infantil. FOTO: PERE FERRÉ

Se sustituirán las plazas de aparcamiento de motos por un parque infantil. FOTO: PERE FERRÉ

Era una vieja reivindicación vecinal que finalmente tendrá una respuesta favorable. La calle Ixart finalmente tendrá un parque infantil y no será una zona de juegos cualquiera sino que será el primer parque del centro de la ciudad en el que «los niños y niñas con algún tipo de discapacidad podrán jugar en espacios inclusivos y no segregados», según afirmó el concejal de Territori, Xavier Puig.

El Ayuntamiento ya tiene redactado el proyecto que afectará a esta zona, entre las calles August y Estanislau Figueres. En concreto, se trata de un tramo de unos 200 metros que actualmente ya está cerrado a la circulación de vehículos y en el que aparcan las motos. «Aquí muy cerca hay muchos espacios infrautilizados y si hace falta haremos más», aseguraba Puig, en cuanto a la pérdida de estas plazas de aparcamiento.

El futuro espacio acogerá un juego modular, con un circuito adaptado para los niños en silla de ruedas. «Será el primero de la ciudad de estas características, con todo homologado», indicó Puig. También está previsto un segundo conjunto modular, con dos torres, para niños a partir de tres años y una capacidad de hasta 18 usuarios. El parque también dispondrá de un túnel que comunica las redes de escalada con una de las torres, un tobogán y hasta seis paneles interactivos e inclusivos con juegos de música. Finalmente, también están previstas dos juegos de muelles y un balancín de madera.

El proyecto mantendrá la estética de esta calle. Sin embargo, el tercer teniente de alcalde destacó que se hará una intervención de «guerrilla» en la que se sustituirá el asfalto actual por un pavimento de caucho sintético para garantizar la seguridad de los niños y minimizar el riesgo de caídas.

El Ayuntamiento invertirá la suma de 86.000 euros en la adecuación de las instalaciones. Ahora, el proyecto iniciará la fase de contratación y está previsto que la intervención se prolongará por espacio de dos meses. «La voluntad es que de cara al próximo curso esté», indicó Puig, quien condicionaba el inicio de las obras a los tempos derivados de la tramitación administrativa que comporta el proyecto. Y, en este sentido, precisó que «septiembre u octubre es un periodo razonable».

La actuación se enmarca dentro del proceso de transformación previsto en la zona centro. En este sentido, en los últimos meses se han presentado varios proyectos que afectan a la construcción de la pérgola de Corsini y la transformación y posterior peatonalización de las calles Canyelles y López Peláez. «Estamos generando nuevos espacios peatonales en el centro y mandando un mensaje de que vale la pena venir a vivir en el centro, porque estamos revirtiendo los déficits», concluyó Puig.

Temas

Comentarios

Lea También