Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

La compleja situación política marcará la celebración de los Juegos Mediterráneos

Ayer tuvo lugar la primera muestra. Casi ningún grupo de la oposición del consistorio recibió al ministro
 

Carla Pomerol

Whatsapp
El ministro Méndez de Vigo visitó también la piscina de 50 metros en el Anillo Mediterráneo, financiada por el Estado. FOTO: lluís milián

El ministro Méndez de Vigo visitó también la piscina de 50 metros en el Anillo Mediterráneo, financiada por el Estado. FOTO: lluís milián

El ministro de Educación, Cultura y Deporte, Íñigo Méndez de Vigo, descartó ayer, en su visita a Tarragona, que la compleja situación política afecte a la celebración de los Juegos Mediterráneos, previstos para este verano.

Méndez de Vigo aseguró que «estoy convencido que en la vida hay tiempo para la política y tiempo para disfrutar del deporte». Pero parece que no es así, ya que, ayer, casi todas las formaciones políticas que están a la oposición en el Ayuntamiento de Tarragona, no acudieron a la visita del ministro. Ya lo avisaron.

La mayoría aseguraron que el motivo era la aplicación del artículo 155 de la Constitución, la destitución del gobierno de la Generalitat y las cargas policiales del pasado 1 de octubre. Lo dijeron y lo hicieron.

Ayer, en el Nou Estadi solamente asistió un concejal de Ciutadans. Del resto, ni rastro.

Méndez de Vigo asegura que «hay tiempo para la política y tiempo para disfrutar del deporte»

Aún así, Méndez de Vigo mostró su convencimiento de que «serán unos grandes juegos» y descartó la interferencia de la situación política catalana.

«Yo creo que este acontecimiento representa unos valores, como el esfuerzo, el coraje, el entrenamiento y el apoyo. Valores que compartimos todos», aseguró el ministro Méndez de Vigo, quien añadió que «estoy completamente seguro que todos los que vengan aquí lo harán para animar a los deportistas».

Pero para algunos de los representantes del consistorio tarraconense, la historia es distinta. El grupo municipal del PDeCAT ya informó el pasado lunes de que no acudirían al acto inaugural.

Quien sí participó fueron algunos los representantes de la Generalitat, como Gerard Figueras, secretario general de deporte del gobierno catalán, y Joan Plana, representante territorial de la Secretaria General d’Esports. La CUP, ERC, ICV-EUiA y Units per Avançar, no asistieron.

«No queremos reírle las gracias»

La CUP emitió ayer un comunicado donde justificaba su no asistencia en el acto inaugural del Nou Estadi, «ya que hay motivos de sobras para no reírle las gracias al ministro».

Por un lado, la formación anticapitalista aseguró no estar de acuerdo con la celebración de los Juegos, «ya que solamente conseguirán hipotecar y endeudar la ciudad».

La CUP opinó que «el alcalde y su equipo siguen con el lirio en la mano» y destacó que «el actual contexto es represivo y totalitario». La situación política no ayudará a los Juegos, un acontecimiento que no deja de encontrarse con obstáculos.

Temas

Comentarios

Lea También