Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

La sede permanente de Tarraco Viva se situará en el recinto ferial

'Colònia Tarraco' tendrá un presupuesto de entre 6 y 8 millones de euros. La primera fase será 100% municipal y en la segunda, que prevé una ampliación de espacio, habrá capital privado
Whatsapp
Imagen de uno de los espacios de reconstrucción que ofrecerá \'Colònia Tarraco\'. Foto: Ajuntament de Tarragona

Imagen de uno de los espacios de reconstrucción que ofrecerá \'Colònia Tarraco\'. Foto: Ajuntament de Tarragona

La futura sede permanente de Tarraco Viva ya tiene destinación: el recinto ferial del Palau de Congressos. Según ha podido saber el Diari, el Ayuntamiento de Tarragona ya ha decidido que el festival de reconstrucción histórica tenga actividad todo el año y que se sitúe, de forma estable, en el equipamiento de la Part Baixa.

Así lo confirmó al Diari el alcalde de Tarragona, Josep Fèlix Ballesteros (PSC), quien aseguró que la corporación local «está acabando de hacer los números» para convertir la zona más cercana a la estación de tren en el espacio de referencia del mundo romano a nivel europeo. De hecho, la iniciativa ya cuenta con una denominación : Colònia Tarraco.

«Sabemos que no somos los que tenemos un patrimonio romano más destacado, pero sí que somos los que lo explicamos mejor», afirmó el máximo representante municipal, quien especificó que el presupuesto que maneja la administración local para hacer realidad el proyecto oscila entre los seis y los ocho millones de euros y que es una iniciativa que ya estaba prevista en el Pla de Competitivitat de la Tarraco Romana. Sin embargo, el abandono del proyecto por parte de la Generalitat ha retrasado la ejecución de la idea, que ahora ha vuelto a tomar fuerza.

Actividad en dos fases

Ballesteros detalló a este periódico que la puesta de largo de la Colònia Tarraco se realizará en dos fases. «La primera será con capital 100% municipal y se situará en el espacio actual del recinto ferial. Esperamos contar con la exposición de La Caixa Romanorum Vita de forma estable en la ciudad», afirmó el alcalde, quien, en declaraciones al Diari, indicó que ya han empezado las negociaciones con este objetivo.

En esta muestra, que ya estuvo en la Plaça Verdaguer en 2011, los espectadores pueden descubrir, a medida real, la cotidianidad de una ciudad romana, con su ruido, sus olores y la forma de sus calles, que ya centró una muestra en la cual el espectador se integró en ella e incluso pudo pasear por el interior de una domus. Esta carpa tiene unas dimensiones de 20x20 metros (400 metros cuadrados) y sería la primera pieza de lo que sería un centro de interpretación del mundo romano.

«En la segunda fase ya iríamos de la mano de las empresas especializadas y hasta nos planteamos una ampliación del actual recinto». En esta línea, el Consistorio ya tiene los primeros esbozos de lo que significaría este incremento de superficie del recinto ferial, ya que se modificaría, por completo, la actual plaza que está situada frente a la estación de tren. Esto permitiría que el equipamiento municipal ganara espacio para el centro de reconstrucción histórica.

‘Una referencia europea’

La apuesta por este evento viene a raíz del espectacular crecimiento que ha experimentado Tarraco Viva a lo largo de los últimos años, ya que ha pasado de tener 37.000 visitantes en la edición de 2010 a los 118.000 del año pasado, un hecho que se traduce en un aumento del 218%.

«Tarraco Viva es un gran filón, tanto turístico como cultural. Además, por cada euro que se invierte en este evento se recuperan ocho», afirmó el líder de la corporación local, quien remarca su voluntad por poner los primeros cimientos para crear una nueva industria: la de la recreación histórica.

«La idea es que Tarragona sea el referente del mundo romano. Las piedras de Tarraco hablarán más que las de Roma, queremos singularizarnos en algo que no ha hecho nadie», explicó Ballesteros. Para ello se irá de la mano de los grupos de reconstrucción, mientras que «el proyecto también ofrecerá posibilidades profesionales a guías, actores o arqueólogos», detalló el político socialista, quien remarcó que la iniciativa «también será una forma de potenciar la Part Baixa, ya que la mayor parte del patrimonio se encuentra en la Part Alta».

La ejecución del proyecto se prevé para el próximo mandato y, en el futuro, no se descarta la implicación del Port «para explicar el mar en la época romana», según avanzó el propio alcalde.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También