Termitas, el enemigo invisible de Tarragona

Algunas de las zonas más transitadas y habitadas de la ciudad son víctimas de estos insectos. Para saber más sobre ello hablamos con Sedesa, empresa de control de plagas

Diari de Tarragona

Whatsapp
Las termitas ponen en peligro la salud de nuestro hogar. Foto: Getty Images

Las termitas ponen en peligro la salud de nuestro hogar. Foto: Getty Images

Tarragona es una ciudad afectada por termitas. Debido a las condiciones de su terreno, a los tipos de construcción y su clima. Da como resultado que esta plaga se extienda por la ciudad, afectando incluso a edificios y lugares emblemáticos de la ciudad, como nuestra catedral, en los teatros de la rambla, entre otros.

Sin ir más lejos, hace dos años el salón de actos del Ayuntamiento en la Plaça de la Font permaneció cerrado para realizar un tratamiento contra las termitas después de detectar una plaga, no fue la primera en el consistorio pues en 2004 y 2008 también se aplicaron tratamientos para combatir estos parásitos. Otro espacio conocido de la ciudad que en 2017 también sufrió el ataque de termitas es el Teatre Metropol, en la Rambla Nova. Dos espacios en los que existen bastantes elementos de madera.

Mapa de zonas afectadas por las termitas, según datos de Sedesa, empresa de control de plagas.

Consultando con Sedesa, empresa de control de plagas especializada en tratamientos de la madera. En Tarragona ciudad hay cuatro grandes áreas en las que han encontrado la presencia de termitas. Se trata de la Rambla Nova y alrededores, la Part Alta, la Via Augusta y su entorno y también la Part Baixa des del Teatro Romano hasta el eje las vías del tren.

No por ello, no se descarta que también haya termitas en otros rincones de la ciudad. Pues cualquier edificio con madera en su infraestructura es susceptible de atraer a estos pequeños parásitos que pueden poner en peligro la estabilidad arquitectónica de nuestro hogar.

A tener en cuenta

Cuando se realizan reformas en edificaciones con estructuras de madera es importante tener esto muy presente. Porque no solo las termitas son un enemigo en potencia de la madera. También pueden nombrarse, las humedades, los hongos, la resequedad, otros insectos xilófagos como la carcoma, termitas y capricornio entre otros.

Es vital realizar una evaluación del estado de la estructura o estructuras de madera de un edificio antes de realizar cualquier tipo de reforma, sobre todo, si implica que la madera será cubierta, por ejemplo con un falso techo. Ya que esto, según explica Sedesa, favorece la proliferación de insectos xilófagos, así como la presencia de humedad y por tanto hongos. Todos estos factores que degradan y deterioran la madera.

Por todo ello, recomienda que cualquier edificio que tenga estructura de madera con más de 50 años debe realizar un tratamiento preventivo, para que la madera este protegida y saludable.

Cuidado del edificio

Desde Sedesa, que cuenta con ya casi los cuarenta años de experiencia en el tratamiento de estructura de madera y el control de plagas, recomiendan que hay que estar muy atento, porque aunque el edificio carezca de estructuras de madera, se puede ver afectado por insectos xilófagos. Estos insectos se alimentan de la celulosa contenida en la madera, por lo que perfectamente podrían alimentarse otros materiales que contengan celulosa.

En definitiva siempre hay que recurrir a empresas especializadas para la correcta evaluación de la salud de las estructuras de madera. Una ejecución profesional y adecuada de los posibles tratamientos previos a cualquier reforma y la certificación por escrito. Son las claves que le brindaran seguridad a usted y los suyos.

Cosas que todo reformista debe saber sobre las estructura de madera

1. Madera hueca

Las termitas se comen la madera desde dentro sin llegar al exterior así que puede parecer que no pasa nada. Pero si al golpear la madera está hueca es señal de la presencia de termitas.

2. Túneles

Las temitas construyen túneles usando sus propios excrementos y restos para desplazarse. Es frecuente ver estos túneles en paredes y techos, siendo una clara señal de una infestación de termitas.

3. Humedades y presencia de hongos

Hay que estar siempre atento a los hongos ya que estos organismos también se comen la madera descomponiéndola y afectando seriamente la seguridad estructural de los edificios.

4. Estado de las cabezas de vigas

Este punto de unión de la madera con la pared es el lugar más crítico y el primero a evaluar antes de realizar cualquier tipo de reforma en edificios con estructura de madera. Es el punto de entrada de termitas y las zonas que primero se deterioran por la presencia de hongos.

5. Antigüedad de la madera

Conocer la antigüedad de la madera es vital. Todo edificio con estructura de madera con más de 50 años debería recibir un tratamiento adecuado. En especial aquellos en los que se piensa cubrir la madera, como por ejemplo los falsos techos.

Temas

Comentarios

Lea También