Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Tres presidents y un destino: llevar el 1-0 a Madrid

Mitin final. JuntsxCat llenó el Teatre Metropol de Tarragona reuniendo a Torra, Puigdemont y Mas, reivindicando el espíritu del referéndum y criticando a ERC

Raúl Cosano

Whatsapp
El expresident Artur Mas y el president Quim Torra (centro), junto al diputado Ferran Bel y al alcaldable Dídac Nadal, ayer.   FOTO: Fabián Acidres

El expresident Artur Mas y el president Quim Torra (centro), junto al diputado Ferran Bel y al alcaldable Dídac Nadal, ayer. FOTO: Fabián Acidres

El tirón de tres presidents, en un Teatre Metropol lleno a rebosar, sirvió para que Junts per Catalunya luciera músculo en Tarragona y echara el resto a cuatro días de unas elecciones vitales para la formación. Lo dijo Jaume Alonso-Cuevillas, el abogado de Carles Puigdemont: «Un catalán ve una urna y se excita». 

Porque el 1-O, ya convertido en alegoría, se utiliza ahora como metáfora de todo, también para resistir en el Congreso de los Diputados y empujar a las urnas.  «Tenemos que estar en Madrid y estaremos hasta que llegue el día de la democracia. Necesitamos tener voz allí», reconoció Dídac Nadal, alcaldable por Tarragona.

«Nos gustaría no tener que ir a Madrid pero de momento hay que hacerlo. Nosotros sabemos leer las urnas»
Artur Mas
Expresident de la Generalitat

Fue una puesta en escena imbatible, de bagaje, en un acto extenso, con multitud de parlamentos en ese despliegue de las listas para el Congreso y el Senado, y el acompañamiento de los pesos pesados de la extinta CDC en la provincia. Hubo también tremendos dardos a Pedro Sánchez y una crítica velada pero persistente a ERC, en la tónica de toda la campaña. «Somos los de la unidad. Hemos intentado ponernos de acuerdo e ir juntos pero no ha podido ser», dijo Jordi Sendra, candidato al Senado por Tarragona. 

«Cuando Rull entre por la puerta del Congreso a alguno se le caerá la cara de vergüenza»
Ferran Bel
Candidato al Congreso

Rull por la puerta del Congreso
No entró en ese terreno Ferran Bel, el número 2 por Tarragona al Congreso, crítico con las encuestas que no dan a Junts per Catalunya ningún escaño por la provincia («los votos no se cocinan ni se manipulan, sino que se cuentan») y con la falta de inversión estatal en proyectos del Camp de Tarragona y Terres de l’Ebre. 

«El PSOE siempre estará dispuesto a utilizar el 155»
Quim Torra
Presidente de la Generalitat

Josep Rull, cabeza de lista, estuvo siempre presente, con un vídeo emitido y en las palabras del propio Bel: «Cuando salga elegido va a entrar por la puerta del Congreso de los Diputados y a ver si a alguien se le cae la cara de vergüenza». Pero la artillería estaba en los tres presidents reunidos, aunque telemáticamente. Artur Mas se llevó una entrañable ovación, reconocido como presidente del 9-N, aquel predecesor del 1-O. Volvió con un azote a ERC: «Somos la apuesta por la unidad del soberanismo y no todo el mundo lo puede decir. Somos los que realmente nos la hemos jugado».

«No pediremos perdón por el 1-O»
Josep Rull
Candidato al Congreso

Después fue el turno de Quim Torra, actual president, que se soltó, mordaz e incisivo, y arrancó humorístico, diciendo que iba a colocar una foto de Albert Rivera en su atril, parodiando al líder de Ciudadanos en los dos debates entre los candidatos a la Moncloa. «La metrópolis se pasa la vida hablando de nosotros. El debate decisivo fue en realidad contra Catalunya y el diálogo. Tantos insultos ya cansan. ¿Cómo lo aguanto? Con un curso acelerado de yoga y de paciencia», bromeó. 

«Hay que hacer de cada urna un 1-O. A los indecisos les digo que voten a JxCat porque nuestros presos no se doblegan»
Carles Puigdemont
Expresidente de la Generalitat

Torra sacó pecho de su partido como aglutinador de «la centralidad del país», arremetiendo contra Felipe VI («en mi calle nos hemos desborbonizado porque le hemos cambiado el nombre») y contra el PSOE: «Van a estar dispuestos a aprobar el artículo 155. ¿Quién ya ha aprobado el 155? PP, Cs y PSOE». Torra recordó un pasaje del libro de Sánchez: «El 1-O fue a ver a Mariano Rajoy y le dijo: ‘Presidente, utilízanos’». 

El cenit de la velada fue otro expresident, presentado como «en el exilio» y «el enemigo número 1 de España», Carles Puigdemont, que entró en videoconferencia desde Bruselas y se llevó quizás la mayor aclamación. «Pido a todos los que dudan que piensen en hombres como Josep Rull, que no se ha doblegado y ha defendido los intereses del país hasta las últimas consecuencias. ¿Creéis que un hombre así fallará a la gente del Camp de Tarragona y de las Terres de l’Ebre?». Habló de «no dudar» y, parafraseando a los clásicos de la resistencia en el periodismo («cada mesa, un Vietnam»), invitó a hacer de «cada urna, un 1-O». 

«Tenemos que tener voz en Madrid»
Dídac Nadal
Alcaldable por Tarragona

Aquel día histórico es icono para un reto real: conservar el diputado en Tarragona, aunque no deja de ser una fase más de tiempos insólitos, como dijo Meritxell Lluís, mujer de Rull y en las listas por Barcelona: «Soy consciente de la carga simbólica de que yo me presente pero lo hago por la situación anómala que vivimos». 

«Somos los de la unidad, los del 9-N y el 1-O. Hemos intentado ir juntos. No se ha podido»
Jordi Sendra
Candidato al Senado

Temas

Comentarios

Lea También