Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Una marcha de carritos solidarios recorre Tarragona

Unos 60 alumnos del Institut Antoni de Martí i Franquès protagonizaron una campaña para llamar a la solidaridad
Whatsapp
Un momento de la marcha que recorrió sitios tan transitados como la Rambla Nova. Foto: Pere Ferré

Un momento de la marcha que recorrió sitios tan transitados como la Rambla Nova. Foto: Pere Ferré

«Cada año el instituto organiza una recogida de alimentos para donar a los más desfavorecidos, pero este año queríamos acercarlo a la ciudad» , explica Ivan Claverías, alumno de bachillerato del Institut Martí i Franquès, principal impulsor de una marcha de carritos de la compra que ayer recorrió parte de la ciudad. La intención era llevar lo recaudado al almacén de Cáritas, en la Calle Caputxins, pero también hacer reflexionar a los transeúntes sobre la importancia de la solidaridad.

La marcha forma parte, además, del proyecto de investigación de Claverías, que versa sobre el arte de acción. Justamente uno de sus asesores es el artista Pedro Alba, quien ayer también se sumó a la marcha. Alba, quien se ha especializado en la performance social y en verano se cosió la boca contra la ley mordaza, se mostraba deseoso de ver la reacción de la gente.

Y, como era de esperarse, la pequeña caravana de unas 60 personas y ocho carritos (que fueron cedidos por Eroski) acompañados por la Guàrdia Urbana, no pasó desapercibida para los transeúntes en sitios tan concurridos como la Rambla.

Claverías explica que le gustaba la idea de los carritos porque muchos artistas los han usado como elementos de inspiración, pero también porque, aunque simbolizan la compra, el consumo, en este caso se usan para la solidaridad, para dar a los otros.

Eloïsa Valero, profesora de plástica y organizadora, explica que la intención era sensibilizar a todo el instituto, por lo que se informó clase por clase. Esperan que en próximas ediciones se dé una respuesta más masiva.

El director del instituto, Joan Giné, por su parte, explicaba que actividades como estas, que además tienen un componente lúdico, también sirven para poner en contacto a los alumnos con otras realidades sociales de las que no siempre son conscientes.

El Martí i Franquès es uno de los casi 20 centros educativos de la ciudad que participan en la campaña navideña de Cáritas interparroquial de Tarragona. El año pasado la campaña consiguió recaudar 11 toneladas de alimentos para repartir entre las familias más necesitadas de la ciudad.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También