Domingo de solidaridad

La Universitat Rovira i Virgili dejó por un día su actividad docente para sacar su cara más fraternal

| Actualizado a 13 noviembre 2017 10:31
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

Una jornada más, los ciudadanos de Tarragona sacaron ayer su lado más solidario, al igual que lo han hecho algunos de los últimos domingos. La Cursa Solidària Rovira i Virgili, que este año llegaba a su cuarta edición, sirvió para que los tarraconenses hicieran por un lado deporte y por el otro destinaran el dinero de su inscripción a una entidad que este año celebra su 50 aniversario, la Associació Club Vaixell. De orientación cristiana, fue fundada por mosén Tomàs y trabaja con personas con diversidad funcional.

Unas 400 personas participaron en este evento deportivo-solidario, que tuvo como inicio y final el Moll de Costa del Port de Tarragona. Los participantes podían elegir tres maneras de correr: de forma individual, por parejas o caminando –estos últimos no llevaban chip pero sí dorsal–. Todos salieron a las diez de la mañana y tenían por delante un recorrido de cinco kilómetros, totalmente llano, que llevaba a los participantes por la zona del rompeolas. El día soleado, aunque sin fuerte calor –unos 24 grados– ayudó a los corredores en su ruta por el frente marítimo de Tarragona, dejando a su paso una estela del amarillo fosforito de las camisetas. 

Los participantes eran de todas las edades. Incluso algunos hicieron el recorrido en familia, otros arrastrando a un familiar o a un amigo en silla de ruedas. Lo importante era ayudar a una entidad Club Vaixell, que recibirá próximamente todo el dinero de las inscripciones, una cantidad que podría rondar los 4.000 euros, a tenor del número de participantes.

Al final del evento se repartieron los premios a los tres primeros clasificados masculinos, a los tres femeninos, a la primera pareja masculina, a la femenina y a la mixta. 

Comentarios
Multimedia Diari